TEDAX

El incendio deja a la vista dos proyectiles sin explosionar hasta ahora enterradas por la maleza

El incendio deja a la vista dos proyectiles sin explosionar hasta ahora enterradas por la maleza
Explosivo militar hallado por la Bfrigada Forestal de Obimasa en la zona del arroyo del Te de la Mora-3
Explosivo militar hallado por la Brigada Forestal de Obimasa en la zona del arroyo del Te de la Mora.
Los artificieros de TEDAX han tenido que explosionar dos artefactos hallados por la brigada forestal de Obimasa en los últimos días en las inspecciones de la zona quemada

Los técnicos dela Brigada Forestal de Obimasa llevan trabajando incansables desde la noche del jueves, cuando las llamas empezaron a devorar la ladera sur del Monte de la Tortuga amenazando con alcanzar zonas pobladas. Hoy, cuatro largos días después, con el incendio ya extinguido siguen pateando la zona quemada, vigilando las columnas de humo que señalan las zonas donde aún sobrevive el fuego consumiendo algún tocón y buscando animales heridos o devorados por las llamas. Pero el fuego, además de dejar a la vista senderos hasta ahora casi invisibles y basura calcinada, también esconde sorpresas muy peligrosas.

Explosivo militar hallado por la Bfrigada Forestal de Obimasa en la zona del arroyo del Te de la Mora-1
Explosivo militar hallado por la Brigada Forestal de Obimasa en la zona del arroyo del Te de la Mora.

Desde que se diera por controlado el fuego, los técnicos de Obimasa han encontrado varios artefactos explosivos, en dos de ellos han debido actuar los TEDAX. Uno este domingo, el segundo este mismo lunes a los pies del Monte de la tortuga, muy cerca de donde se originó el incendio. 

Se trata de artefactos de origen militar que no explosionaron en su debido momento y a los que se perdió el rastro, enterrados por la maleza y los arbustos. Generalmente se encuentran en zonas de difícil acceso o poco transitadas, pero no era el caso del hallado este lunes, al pie del camino, muy cerca de la antigua fuente del arroyo del Té de la Mora.

El incendio deja a la vista dos proyectiles sin explosionar hasta ahora enterradas por la maleza