Imprimir

Carracao acusa al PP de querer "reventar" la educación pública

Leonardo Campoamor | 01 de julio de 2013

-El Gobierno rechaza una moción socialista para instar al Ministerio a que cambie sus intenciones sobre las becas universitarias

-Socialistas y Caballas acusan al PP de querer expulsar del sistema universitario a las clases más humildes

No es extraño el pleno en el que algún partido no se presenta con una propuesta marco, aprobada por la Ejecutiva nacional en Madrid, para que se debata en todos los parlamentos y ayuntamientos de España. Mociones que en muchos de los casos se escapan a la realidad y competencias de quienes las discuten, pero que suelen acabar en acalorados y tensos debates. El motivo es que suelen ser mociones relativas a asuntos directamente relacionados con los posicionamientos ideológicos de los partidos. Y ahí, al final, cada uno termina barriendo siempre para casa.

Ha pasado de nuevo en la sesión ordinaria de pleno del mes de junio en Ceuta, con una propuesta socialista para que la Asamblea instase al Ministerio de Educación a que revise sus propuestas sobre las becas universitarias. Un punto que ha terminado por llevar al portavoz socialista, José Antonio Carracao, a asegurar que el PP quiere “reventar” la educación pública.

El socialista ha defendido la necesidad de mantener este debate en el pleno, porque es bueno que asuntos que afectan a toda la ciudadanía se discutan en el mayor número de escenarios posible. Por eso, y porque las medidas que quiere impulsar el ministro José Ignacio Wert también afectarán a los universitarios ceutíes. Algo que cree más grave en una ciudad con elevadas cifras de fracaso escolar y pobreza. Una visión que como era previsible no ha convencido al Gobierno. La portavoz del grupo PP en la Asamblea, Yolanda Bel, ha recordado a Carracao que el propio Ministerio ya trabaja en algunas de las revisiones que piden los socialistas, tras su reunión con la Conferencia de Rectores. Bel ha pedido tiempo para que Educación trabaje, con el convencimiento de que el resultado final será el mejor posible para los estudiantes y la universidad española. Explicaciones que han terminado por incendiar al socialista, que ha sentenciado que si hubiesen dejado trabajar al Ministerio “hubiese reventado la educación pública”. “No se les puede dejar trabajar, hay que encorsetarlos”, ha indicado Carracao.

A partir de ahí una discusión sobre el requisito de nota mínima para acceder a la beca. Una apuesta por la excelencia y una garantía de que el dinero público se gasta de la forma adecuada, según Bel, una traba en el camino para las familias más necesitadas y un cañonazo a la educación pública, según Carracao, que ha llegado a apostar porque las becas estén totalmente al margen de las notas de los estudiantes.

“Cualquier persona que nos escuche asociará ‘corrillo facha’ con PP”

Pero como en cualquier debate sobre Educación que se precie, faltaba la aparición como estrella invitada de Juan Luis Aróstegui. El diputado de Caballas ha acusado al PP de querer devolver a España a los tiempos de Franco, de llevar a cabo un ajuste de cuentas ideológico, y de querer regresar a tiempos en los que a la Universidad sólo podían acudir las elites y los “pobres excepcionalmente dotados”. Todo para “desplazar y expulsar a todas aquellas personas que sean de la condición que estiman como dominante”. “¿Por qué no exigen el mérito a los hijos de los ricos también? ¿Por qué ellos pueden matricularse indefinidamente para perpetuar la clase dominante?”, se ha preguntado el localista. Aróstegui también ha recordado al PP que son copartícipes de los supuestos fracasos educativos de España, ya que han gobernado el país durante diez de los últimos veinte años.

Pero la mayor polémica ha llegado cuando el diputado de Caballas ha acusado al PP de querer desmantelar la escuela pública “con falta de rigor científico”, con un tratamiento de la política educativa “como hablan en los bares los que no estudian en profundidad el asunto” con “latiguillos que mantienen en todos los corrillos fachas”. Una alusión que ha encendido a la bancada popular, y en especial al diputado nacional Francisco Márquez. Reacción que ha permitido al localista bromear con que a los populares les ha “fallado el subconsciente” ya que “se han incluido ellos mismos” en el corrillo.

Polémica que ha llevado a terciar al presidente Juan Vivas, que ha amonestado a Aróstegui por su búsqueda de la polémica. “Cualquier persona que nos escuche asociará corrillo facha con PP”, ha opinado Vivas, a lo que ha contestado el localista con un “Será por algo”. “No creo que quiera ofender, señor Aróstegui, pero si es así se equivoca, porque aquí ni corrillos ni fachas, aquí está tan sólo el Partido Popular y el interés general”, ha intervenido el presidente, lo que ha provocado los aplausos de Francisco Márquez. “Se han traído hoy al palmero. Señor Márquez, debería venir usted más a menudo, porque aplaude, patalea, se enfada. Da usted mucho ambiente”, ha finalizado con humor el localista.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/educacion/carracao-acusa-pp-querer-reventar-educacion-publica/20130701183611132049.html


© 2020 Ceuta al Día

Ceutaldia

© 2005 – 2016 Ceutaldia.com- Diario Digital