celebrando
Merienda de mayores9
Fotos

Una merienda para ir celebrando la Pascua del Sacrificio

La Consejería de Sanidad, Servicios Sociales, Menores e Igualdad, mediante los Servicios Sociales Comunitarios y en el marco del Programa de Envejecimiento Activo, ha celebrado este lunes en el Hotel Ceuta Puerta de África una merienda con motivo de la Fiesta...

Osvaldo sigue celebrando goles con el Espanyol

Dos goles de Osvaldo y el tercero de Verdú, de penalti en el 89, sirvieron para que el Espanyol superara al Boca Juniors, que se adelantó con un tanto de Cvitanich en el 55, y pudiera levantar el Trofeo Ciutat de Barcelona, tradicional encuentro de presentación del equipo ante Cornellá-El Prat. Leer


Celebrando el Patrón con ILUSIÓN

altNervios, sonrisas, saludos, vestidos elegantes, chaquetas, fotos y expresiones espontáneas de complicidad se juntaron ayer en el salón de actos de la Facultad de Educación y Humanidades de la Universidad de Granada (UGR) en Ceuta para celebrar el patrón de los estudiantes, Santo Tomás de Aquino, que sirvió para dar la bienvenida a las nuevas incorporaciones, para felicitar a aquellos que han destacado tanto en el ámbito escolar como en el deportivo y para demostrar, una vez más, que los jóvenes ceutíes están implicados firmemente en el mundo universitario.
Por orden de aparición, entre las personas que participaron en el acto oficial organizado por la Facultad estuvieron papá, mamá, los abuelos, los compañeros estudiantes, los profes y los que mandan en el cotarro:  Francisco González Lodeiro, rector de la UGR, Ramón Galindo, decano de la Facultad, Aquilino Melgar, director provincial del Ministerio de Educación (ME), y Cristina Bernal, subdirectora general de la Consejería de Educación, Cultura y Mujer de Ceuta. Esta vez hubo un invitado de excepción, Eduardo Cuenca García, catedrático de Economía Aplicada de la UGR, que ofreció al inicio del acto una interesante conferencia titulada ‘Cambios en procesos de integración. 25 años de España en la Unión Europea’.
El salón de actos se quedó extremadamente pequeño y todos los asientos disponibles fueron pocos  a juzgar por el gran número de personas que se quedó de pie tanto en los laterales del auditorio como al fondo del mismo y en los pasillos. Ésto demuestra el creciente interés que hay entre los estudiantes y sus progenitores por participar en la vida del organismo educativo.
En el día de ayer el patio de butacas se encontraba coloreado por bandas naranjas, celestes y verdes y lleno de jóvenes deseosos de oir sus nombres para salir a la palestra a ser recibidos por sus compañeros y profesores durante los próximos años. De esta forma tan paradigmática fueron recibidos los primeros alumnos del nuevo sistema educativo europeo (EEES) en Ceuta, un cambio que supondrá un beneficio amplio y cuyos frutos comenzarán a verse cuando los que ayer recibían la bienvenida se despidan de la Facultad con el ansiado grado entre sus brazos.
Precisamente la relación de España con la Unión Europea, más allá del ámbito educativo, fue retratada por el invitado de honor del día: Eduardo Cuenca. El catedrático enlazó con maestría la historia de la integración del país en la Unión Europea con los escritos de Santo Tomás de Aquino sobre economía y con las especificidades de Ceuta en esta área. En este apartado, el profesor aseguró que el futuro de Ceuta a nivel de desarrollo económico pasa por la canalización de las inversiones y por la apuesta decidida por el sector Servicios (terciario). En conclusión, Cuenca ofreció una visión magistral del proceso de integración que, a pesar de la solemnidad del acto, no todos supieron apreciar con igual entusiasmo e interés, aunque su esfuerzo se vio claramente recompensado por los aplausos del joven y amplio auditorio.
Durante la celebración del patrón de los estudiantes, desde la Facultad reconocieron el esfuerzo, trabajo y colaboración permanente del Instituto de Estudios Ceutíes (IEC), que recibió un merecido reconocimiento por ello.
El broche final del acto se realizó con el canto comunitario del himno ‘Gaudeamus Igitur’, que una vez más resonó entre las paredes de un edificio que, si el futuro llega a tiempo, dejará de albergar la vida universitaria en el año 2012 y pasará a ver, desde una posición privilegiada, cómo sus antiguos huéspedes siguen mejorando día a día en el campus del Acuartelamiento Teniente Ruiz (del 54).

altaltaltalt


Leer original