desolador

«El panorama del cine español es desolador»

«Veo el cine español en secano. Se rueda menos, en muy poco tiempo y con presupuestos empobrecidos. Esperemos que la nueva Ley de Cine lo anime». La que fuera presidenta de la Academia se mostró así de negativa con respecto a la situación de nuestra industria en la presentación de su nueva película, la coproducción hispano italiana «Háblame de amor», de Silvio Muccino, que llega a nuestra pantallas. Con todo, la actriz espera que la cinta «obtenga un éxito en España como el que tuvo en Italia, donde fue un bombazo», asegura. A la francesa La amistad entre un joven ex ludópata (Sasha) y una mujer madura de vida acomodada (Nicole) es el punto de partida de este «melodrama romántico de estilo francés», según la definición de Sánchez-Gijón. «Tenía todos los ingredientes para tirarme de cabeza al proyecto porque esta historia de amor no es tan simple y previsible como a las que el cine italiano nos tiene acostumbrados. Se trata de una relación de soledades compartidas», explica la actriz, quien reconoce que «los italianos tienen menos pudor para contar historias amorosas, aunque ésta no es la típica». La buena imagen de su director, autor también de la novela que adaptó a la gran pantalla y toda una celebridad en Italia, favoreció la incorporación de la intérprete al proyecto: «Me impactó muchísimo que a los 22 años escribiera el libro junto a una señora que se encargó del personaje de Nicole. Ha mostrado una sabiduría y un dominio poco habituales para una ópera prima». De hecho, con 25 años de profesión cumplidos y muchos proyectos a sus espaldas, Sánchez-Gijón reconoció que su exigencia la llevó a «momentos de crisis. Me ha puesto en situaciones como actriz en los que pocas veces me encuentro». Ambientada en Roma, lugar de nacimiento de la intérprete, «Háblame de amor» también brindó la oportunidad a Sánchez-Gijón de «volver a mi ciudad de origen, donde antes me sentía una turista y en la que ahora tengo recuerdos increíbles. Este hecho introdujo un componente sentimental fortísimo», y le permitió intepretar su papel en italiano. Pluriempleo Además de esta película, interviene en otra cuyo estreno está todavía pendiente: «The frost», de Ferrán Audí, un drama de producción española en inglés rodado en Noruega y «basado en una historia de Ibsen, en la que una mujer sufre un infierno al perder a su hijo», comentó la actriz, que comparte protagonismo con Tristán Ulloa. Sánchez- Gijón prevé que la cinta se estrene a finales de septiembre. Todo ello, sin olvidar el teatro que «está viviendo un momento espléndido». Tras el éxito en Madrid de «Un dios salvaje», Sánchez-Gijón se irá de gira con esta obra de Yasmina Reza para volver a Madrid, al Teatro Gran Vía, también a finales de septiembre. «El teatro te da una satisfacción diaria porque percibes el entusiasmo del público. Cada función la vives en exclusivaalgo que cada vez es más apreciado».