joselito

José Miguel Arroyo «Joselito»: «Yo dejé de torear porque me falló la bragueta»

-Maestro, ¿cómo cambia una cornada el alma de un torero? La primera, en mi caso, la precedió la inseguridad. ¿Cómo reaccionaría? Te da miedo, pero cuando vi que lo superaba me sentí muy orgulloso de poder volver a estar delante de un toro con naturalidad. Diría que reaccioné raro, porque en las dos primeras corridas tras la cornada iba muy bien, pero a la tercera y a la cuarta pesaba la herida. -La que le pegó en el cuello aquel «Limonero» de Peñajara le cambió hasta el modo de torear. -Sí, porque andaba buscando mi personalidad. Cuando dije que quería ser torero buscaba ser creativo, transm...

Joselito no teme la reacción por patrocinar una bebida para gays en el capote y la muleta

El torero Joselito Ortega no teme el boicot de sus compañeros ni del mundo del toro después de anunciarse que será el primer diestro que lleve publicidad en el capote y la muleta, en este caso de una bebida dirigida al público homosexual.
       El diestro malagueño -que ha toreado pocos festejos desde que tomó la alternativa en su ciudad en 2006 y en ese tiempo ha recibido varias cornadas- ha asegurado a Efe que no se lo pensó dos veces cuando se lo propusieron, porque es algo "muy innovador" que no existe y que "no rompe con la estética taurina".
       En un momento en el que la tauromaquia está recibiendo "muchas críticas" de los antitaurinos, Joselito Ortega considera que con esta iniciativa se abrirá la fiesta a algunas personas que, posiblemente, "nunca habrían ido a una corrida de toros".
       El diestro ha destacado que todavía no ha recibido ninguna crítica de los "puristas" de su profesión, y que la gente de su entorno que se ha puesto en contacto con él "se lo ha tomado muy bien".
       Respecto a la postura que tendrán sus compañeros con él a partir de ahora, no teme boicot similares a los que llevan a cabo algunos matadores que no quieren compartir cartel con una mujer y -aunque reconoce que la idea puede "chocar"- está convencido de que no hace "nada malo".
       "Dirán que soy gay, pero no me importa", ha indicado a Efe en alusión a unas críticas en las que su autor dudaba si Ortega iba a salir al ruedo con la tradicional coleta de los matadores "o con un moño".
       Sorprendido por la repercusión mediática que ha tenido la noticia, el diestro malagueño confía en que el mundo del toro terminará por abrirse al negocio de la publicidad "al igual que ha pasado en el fútbol".
       En principio, el contrato que ha firmado con la bebida Gay Up tiene una vigencia de tres años en los que el torero se compromete a llevar el logotipo de la marca en sus capotes y muletas.
       Además, la firma tomará las riendas de la carrera del matador y el propio presidente de la compañía, José María Terrón, se convertirá en su nuevo apoderado.
       Aunque la empresa no ha querido revelar la cuantía de la operación, un portavoz ha reconocido a Efe que se trata de una "suma importante, que merece la pena".
       La presentación en sociedad de esta iniciativa podría producirse en unos meses en alguna plaza de la provincia de Málaga entre las que suenan las de La Malagueta, Antequera o Torremolinos.
       Para ese día, la marca de bebidas espera organizar "un acontecimiento social" en el que ya se han interesado alguna cadena de televisión extranjera para retransmitirlo en directo y en el que se espera contar con la presencia de rostros de la farándula.
       A pesar del revuelo suscitado, este no es el primer intento de Gay Up para llevar a cabo una campaña de publicidad "revolucionaria" y ya hace unos meses se puso en contacto con el Málaga Club de Fútbol para que los jugadores llevarán el logotipo en el dorsal aunque, según la empresa, el equipo rechazo la propuesta por "razones sexistas".