jungla

Nadal entre en la jungla

Los Guns and Roses saludan a Rafael Nadal, el campeón, mientras entra en la pista. Welcome to the jungle. Bienvenido a la jungla, le dicen. El tigre de esa selva es el kazajo Golubev, que no juega con una raqueta sino con un bate, y que va con un break por delante en las tres mangas que deciden el partido. Cuando el número dos mundial llega a segunda ronda (6-3, 7-6 y 7-5), donde le espera el francés Mahut, ha dejado atrás un encuentro con muchísima más miga de la que indica el marcador: Golubev tuvo siete bolas de set, ¡siete!, en la segunda manga; sirvió dos veces (¡dos!) para ganar la tercera; y se fue a casa con la única recompensa de haberle roto a Nadal el saque más veces en una noche (seis) que los siete rivales que se inclinaron ante el español en su camino hacia el título de 2010 (cinco).