ma

Endeudados, ma non troppo

- El consejero de Hacienda avala con su silencio las cifras de Aróstegui, que sitúa en más de 350 millones la deuda con bancos, constructoras y proveedores de la Ciudad, pero asegura que la Administración es "solvente" para pagarla

- Márquez insiste en que la gestión del Gobierno se ha materializado en un avance "palpable" en toda la ciudad pero Caballas le reprocha que ese salto se reduce al "pequeño mundo del centro"

- Carracao acusa al PP de buscar la crisis económica como coartada para ocultar su gestión, asume un déficit de comunicación y acusa a Märquez de no querer más que "maquillar" la realidad