negativo
Imagen de archivo.
PANDEMIA

El posible contagio de COVID-19 en el IES Puertas del Campo, negativo también en las pruebas PCR

El dispositivo organizado por la Ciudad Autónoma para someter a pruebas de detección rápida voluntarias a cerca de 2.000 maestros, profesores y el resto del personal de colegios e institutos prevé terminar este lunes su ronda de visitas a todos los centros con profesionales de Cruz Roja y estudiantes de último curso de Enfermería.
Imagen de recurso.
OPERACIÓN MILITAR

El contingente ceutí empieza su despliegue en Irak tras dar negativo por segunda vez en pruebas PCR

La Comandancia General de Ceuta, cumpliendo los compromisos adquiridos por parte de España, ha comenzado su despliegue en Irak con 150 militares de unidades de la ciudad que partieron este lunes desde el aeropuerto de Sevilla a última hora de la noche para iniciar su...

Frontera cerrada
ESTADO DE ALARMA

Ceuta registra por vez primera saldo negativo en inmigración

El mundo lleva un mes del revés. Lo que hace cinco semanas parecía un chiste, hoy es una inquietante realidad cotidiana. Si este lunes el petróleo de Texas cotizaba en negativo y el vendedor debía pagar a los compradores, al otro lado del mundo, Ceuta registra por primera...

Opinión

¿Cómo explicarán los socialistas su voto negativo?

Semanas de intensas negociaciones han fructificado en un pacto de investidura conforme a 150 medidas rubricadas en el Congreso de los Diputados por los portavoces parlamentarios de Partido Popular y Ciudadanos, Rafael Hernando y Juan Carlos Girauta. Ambas formaciones han tejido un plan tanto para la regeneración institucional como para dar un nuevo empujón a la economía, con atención prioritaria a los colectivos más vulnerables.

“Es muy negativo que alguien quiera ser valedor en exclusiva de los musulmanes”

altHa sido ésta, una de las semanas más complicadas para el Gobierno local. La polémica suscitada tras tenerse conocimiento de las manifestaciones hechas por la consejera de Asuntos Sociales, Carolina Pérez, en el Senado ha derivado en otro tipo de enfrentamiento político. Más allá de la dimisión de Pérez se ha dado pie a un debate caldeado en exceso ante la llegada de los comicios del próximo mayo. Palabras como racismo han dado paso a otras como indignación o vergüenza. Los líderes de los diferentes  partidos se han posicionado convirtiendo la figura de Pérez en un objetivo del que sacar rédito político. Casi una semana después todavía se piden posicionamientos al Gobierno.
Mañana lunes el presidente de la Ciudad, Juan Vivas, comparecerá ante los medios para hablar sobre lo abordado en junta de portavoces. Después tiene previsto posicionarse sobre las críticas hechas por Juan Luis Aróstegui contra la militancia del PP en rueda de prensa y las ofrecidas, también, por el diputado del PSOE Ahmed Idris. Antes optó por abordar en una entrevista con ‘El Faro’ las claves de una situación ya manida, repasando alguna de las bases de lo que se ha dado en llamar ‘caso Pérez’.
-¿Con la dimisión de la consejera Carolina Pérez, ha zanjado el Gobierno la problemática surgida a raíz de sus declaraciones en el Senado o considera que todavía debería existir algún pronunciamiento más?
–Mañana tenemos convocada la junta de portavoces a petición de UDCE y espero que sea ya el último movimiento que tenga esta polémica, y lo espero en beneficio de Ceuta. Esta situación se debe zanjar ya, la señora Perez nada más llegar a Ceuta reconoció públicamente su error, pidió disculpas y presentó su dimisión. Creo que se está ante un comportamiento consecuente que no suele ser habitual en política. El partido y el Gobierno ha salido al paso calificando de desafortunadas sus declaraciones y reiterando nuestro compromiso irrenunciable con la cohesión, la igualdad, la convivencia y la igualdad entre todos los ceutíes sin distinción de culturas. Ha sido, como le digo, una respuesta política rápida y suficiente. Lo demás son ganas de seguir dándole vueltas a este asunto para sacar rédito electoral o para llevar a cabo un linchamiento político. Nosotros no vamos a apoyar estas actitudes.
-Esas actitudes a las que usted alude y ese debate generado, ¿son factores perjudiciales para la ciudad?
–Totalmente. La reacción del gobierno y de la ex consejera ha sido una decisión en la que ha primado el sentido de la responsabilidad interpretrándolo como lo que había que hacer para no perjudicar las relaciones de convivencia, paz y de tranquilidad en Ceuta. En sentido contrario todo lo que signifique echar mas leña al fuego es actuar en contra de esas claves. Eso no es legítimo ni siquiera en un momento preelectoral, porque esos aspectos están por encima de los políticos y de los resultados electorales.
-Entendiendo que de las declaraciones hechas por Pérez se ha podido derivar una ofensa genérica a todos, y no sólo a musulmanes ya que a bastantes cristianos les ha parecido una errónea reflexión, ¿por qué termina planteándose esta polémica como un juego en el que aparecen salvadores del voto musulmán y políticos presuntamente enemigos de dicho voto?, ¿a qué se debe esta planteamiento de tesis?
–La propia Carolina Pérez ha considerado que las declaraciones fueron desafortunadas, pero sacar unas conclusiones de que en base a esas declaraciones todos los votantes del PP son racistas es introducir una componente peligrosa para Ceuta, su imagen dentro y fuera del país y para la convivencia. Que haya quien quiera erigirse en valedor en exclusiva de los musulmanes es extraordinariamente negativo porque creo que los musulmanes como el resto de ceutíes que no lo son tienen que elegir las opciones políticas y decidir su voto en base a programas, razones de compromiso de los partidos y en base a quien les merezca más confianza, pero no, como alguien pretende, en base a razones de índole cultural o religiosa. Me parece que este tipo de planteamiento es tremendamente negativo para Ceuta.
-Los extremos son malos en cualquier ámbito y ahora se han puesto de manifiesto en política...
–Se está tachando de racistas a una parte que no se lo merece (se refiere a las declaraciones de Aróstegui). Si esa parte que es tan significativa fuera racista, en Ceuta no se podría vivir y me parece que lo que se ha dicho es ofensivo e injusto. Como presidente del PP y como presidente de la Ciudad me siento extraordinariamente orgulloso de las personas que han depositado su confianza en mí y en el proyecto político que represento y creo que no se merecen ese trato. No porque nos voten o nos dejen de votar podemos calificar a las personas de esta manera.
-¿Debería recapacitar la clase política sobre la talla dada? Usted alude a las manifestaciones de Aróstegui pero también el diputado del PSOE, Ahmed Idris, consideró que Rabea debería haber abandonada “por vergüenza” su puesto...
–A Idris también le contesté que lo que ha dicho es una falta de respeto a Rabea, a los musulmanes y a toda la sociedad. Como ciudadanos libres tenemos derecho a militar donde nos plazca. No se me ocurriría llamar sinvergüenza a alguien que milita en el PSOE. Desde mi posición de presidente de la Ciudad estoy al servicio de todos y a todos me debo. Lo que ha dicho demuestra una actitud sectaria y negativa para la convivencia que debe corregirse, es lamentable.
-¿Cómo se entera usted de lo ocurrido y qué relación ha tenido durante estos días con Pérez?
–Carolina estuvo preparando con mucha ilusión su intervención para poner en evidencia las circunstancias que se dan en Ceuta y dejar claro que aquí existen esas diferencias: pobreza, paro, tasas de fracaso escolar, analfabetismo... Unas diferencias que son superiores a la media y demandan un compromiso solidario de todos. Expuso diversos contenidos para apelar a la sensibilidad del resto de España. Le prestó mucha atención y dedicación, sus impresiones de hecho eran positivas y satisfactorias. No quiso decir lo que dijo, se equivocó en el empleo de los términos y por eso, tras reconocer que se había equivocado, tuvo la gallardía de pedir disculpas y dimitir.
Cuando conocimos el contenido de sus manifestaciones, reflexionamos, analizamos lo ocurrido y a primera hora del día siguiente la propia Carolina Pérez presentó su dimisión. Es así como se actuó.
-Se ha publicitado que la propia Carolina Pérez había recibió amenazas. La portavoz Yolanda Bel se ha encargado de negarlo en el último Consejo de Gobierno, pero, debido a la gravedad de ese tipo de sentencias, le pregunto a usted como presidente ¿es eso cierto?
–No tengo conocimiento de que le hayan amenazado, y la protección que se le prestó fue de manera preventiva nada más llegar.
-¿Qué pide como presidente ante esta situación?
–Que todos recapaciten por lo que tenemos en juego, que haya calma, serenidad y responsabilidad.

 

Cuatro cuestiones para el debate

La polémica suscitada tras las declaraciones y la posterior dimisión de la consejera de Asuntos Sociales, Carolina Pérez, ha puesto encima de la mesa otros debates paralelos. Esta semana ha venido marcada por intervenciones de distintos partidos políticos que han dejado titulares destacados. De forma cronológica se han ido sucediendo una serie de episodios que serán abordados en la junta de portavoces que tendrá lugar mañana a petición del principal partido en la oposición, la UDCE. A ellas contestará Juan Vivas

 

Hechos y cese
1En horas se produce la denuncia y el cese. Nada más conocerse el contenido de las declaraciones de Pérez en el Senado, UDCE pide en rueda de prensa el cese de la consejera de Asuntos Sociales. Su líder, Mohamed Alí, dice que esto sería “loable” y amenaza con romper las relaciones. Para los localistas, las declaraciones de Pérez “son indignantes, irrespetuosas y atentan claramente contra sus conciudadanos musulmanes de esta ciudad, así como contra la cohesión social y la convivencia pacífica de la ciudad”. Horas después se conoce la dimisión de Pérez que envía un comunicado para pedir perdón.

Idris a rabea
2Manifestaciones del Grupo Árabe. “Si tuviera vergüenza", dijo Idris en rueda de prensa en referencia a Rabea Mohamed, "debería haberse dado ya de baja en el Partido Popular después de que una de sus dirigentes vilipendiase e insultase a todos los musulmanes ceutíes y al Príncipe Alfonso, su barriada, en particular". “No se puede permitir que un político insulte a 40.000 ciudadanos y se vaya de rositas. Lo políticamente correcto hubiera sido cesarla de inmediato”. Para Idriss, las palabras de Pérez en el Senado no responden más que al “subconsciente de lo que piensa el Gobierno local de la comunidad musulmana”.

Las críticas de aróstegui
3”El voto que recibe el PP está blindado. Diseccionemos. En Ceuta existen, aproximadamente, diez mil personas de ideología conservadora. Son fanáticos que, pase lo que pase, seguirán votando el PP hasta el fin de sus días. A ellos se suman los doce mil votos del racismo trashumante que, desde la hazaña del Perejil, son también incondicionales del PP”. Estas son manifestaciones de Juan Luis Aróstegui, que explica que con ellas quiere decir que son los que "votaron a un presidente que nadie sabía quien era porque les dijo que limpiaría Ceuta de musulmanes” en alusión a quienes votaron al GIL.

La junta de portavoces
4Bel avanza la línea que defenderá Vivas mañana. “Todo lo que les escuchamos no confunde a nadie ya; yo confío plenamente en la capacidad de discernir de los ciudadanos, que saben que en mayo hay elecciones y que todo esto es electoralismo para sacar rédito político, no hay más", indicó Bel al término de un consejo de Gobierno. "Nosotros no pedimos a Ali que le diga a Aróstegui que pida perdón por insultar en público y por escrito a quienes votan al PP, por decir que son fanáticos y racistas, porque parece que aquí para recibir buenos calificativos hay que votar a Aróstegui", explicó. Mañana Vivas no exigirá ese perdón pero sí se mostrará crítico por la indignación que, dice, hay en el PP.altaltaltalt


Leer original