La importancia de tener unas finanzas saludables

La importancia de tener unas finanzas saludables
La importancia de tener unas finanzas saludables
La importancia de tener unas finanzas saludables
Descubre los beneficios de solicitar un préstamo para alcanzar un hábito financiero saludable

Es recurrente reflexionar sobre el estado de las finanzas personales. Son muchas las situaciones a las que hacer frente económicamente, que seguro acaban por mermar el estado de nuestra economía.

En este ámbito, el nuevo comparador de préstamos: PréstamoJusto es una de las opciones que tienes a tu disposición para ayudarte a comparar préstamos personales cuando te ves en una situación de necesidad económica extrema.

Una avería inesperada o hacer frente al pago de una factura inesperada son algunos ejemplos de necesidad extrema, en cuya situación nos podríamos ver envueltos en alguna ocasión cuando nuestras finanzas personales distan mucho de ser saludables. 

Años atrás, difícilmente podríamos encontrar una entidad bancaria o prestatario dispuesto a ayudarnos ante estas situaciones de extrema necesidad. Hoy en día sin embargo, existen cientos de entidades financieras que ofrecen créditos online que se pueden solicitar en caso de necesidad extrema. Como consecuencia del aumento en el número de entidades que ofrecen estos servicios se hace difícil identificar aquellas entidades que ofrecen las mejores condiciones. 

Por ello, una de las mejores alternativas es la utilización de un comparador de préstamos, encargado de realizar esta tarea en tu lugar.  

Un comparador de préstamos, como el PrestamoJusto, compara los aspectos más importantes de los diferentes tipos de prestaciones, partiendo de una metodología de análisis y evaluación exhaustivas.

Pero antes de solicitar un préstamo, es importante que tengas en cuenta una serie de aspectos. 

Consejos que debes conocer antes de solicitar un préstamo

Existen muchos motivos detrás de la solicitud de un préstamo. No obstante, antes de llevarlo a cabo es conveniente que estés al tanto de los siguientes consejos: 

  1. Solicita solo el dinero que realmente necesitas. Si quieres mantener o recuperar tus finanzas saludables, utiliza el dinero del préstamo con la finalidad que estabas pensando al solicitarlo.
  2. Devuelve el dinero cuanto antes. Es uno de los consejos más importantes. No pierdas de vista la cuota asignada para cada mes al pago del préstamo. Debes asegurarte de poder asumirlo.
  3. Compara entre la gran variedad de préstamos. Utiliza un comparador de préstamos para dar con el préstamo perfecto para tu situación.
  4. Debes justificar el gasto. En la mayoría de los casos te pedirán una justificación del destino del dinero solicitado. 
  5. Cumple con las cuotas de devolución. En el caso de no cumplir con las cuotas de devolución, es muy probable que tengas que hacer frente a mayores intereses.
  6. Ten en cuenta la TAE o Tasa Anual Equivalente. Esta tasa es la que engloba el coste total del préstamo, incluyendo los intereses, comisiones y los gastos.
  7. Confía en préstamos que te ofrezcan garantías. No elijas préstamos que te ofrezcan el dinero rápidamente sin garantizar ningún tipo de garantía. A largo plazo acabará por convertirse en una mala decisión.

Factores que debes considerar al elegir un préstamo

Al elegir un préstamo es importante que analices bien varios de sus factores. Una vez que tengas claras las características de cada préstamo, podrás compararlos y seleccionar el que mejor encaje contigo.

Si no sabes qué aspectos debes tener en cuenta, aquí te enumeramos los más importantes:

  • El Tipo de Interés Nominal o TIN.
  • La Tasa Anual Equivalente o TAE.
  • La existencia de otras comisiones como la de pago anticipado o por impago.
  • El plazo de devolución del préstamo.
  • El grado de flexibilidad con respecto al pago, extensión o importe.
  • El proceso de solicitud.
  • La velocidad del pago.
  • Si tiene funciones adicionales como área de clientes, app móvil o aspectos de seguridad.

Controlar todos estos factores te ayudará a encontrar el préstamo ideal. 
 

La importancia de tener unas finanzas saludables