Imprimir

Once guardias, uno con "algún líquido abrasivo en los ojos", de alta tras recibir asistencia médica

CAD | 30 de agosto de 2019

Imagen de recurso.
Todos los funcionarios han sido atendidos de contusiones leves en las extremidades en la Clínica Septem y ninguno ha tenido que ser trasladado hasta el Hospital Universitario, adonde sí ha llegado un indocumentado de 21 años que presentaba un esguince de tobillo.

Los once guardias civiles que este viernes han tenido que recibir asistencia médica tras intentar contener a las 7.00 horas el salto en grupo del vallado fronterizo de Ceuta protagonizado por unos 200 migrantes indocumentados han recibido el alta médica a mediodía. Todos presentaban “contusiones leves en brazos, piernas y manos” y uno de ellos había sido alcanzado con “algún tipo de líquido abrasivo” en los ojos, según han precisado fuentes del Instituto de Gestión Sanitaria (INGESA).

Ninguno de los funcionarios de la Comandancia local de la Benemérita ha sido evacuado al Hospital Universitario tras pasar por Clínica Septem.

Hasta el área de Urgencias de Loma Colmenar sí ha sido derivado una de las 153 personas de origen subsahariano que ha logrado acceder irregularmente a territorio español. Se trata de un varón de 21 años cuya identidad responde a las iniciales M.Y. al que se ha diagnosticado un esguince de tobillo.

Todos los demás indocumentados han llegado por sus propios medios o han sido trasladados hasta el CETI por el Equipo de Respuesta Inmediata ante Emergencias (ERIE) de Inmigración de la Cruz Roja, cuyos voluntarios han atendido fundamentalmente “heridas, golpes y cortes de menor gravedad”.

El salto en grupo, el primero que se registra en la ciudad autónoma de estas características desde el 22 de agosto del año pasado, cuando completaron otro parecido con éxito 116 extranjeros que fueron devueltos al día siguiente a Marruecos, ha tenido lugar a las 7.00 horas, cuando una densa niebla cubría la ciudad autónoma.

El punto elegido para el intento ha sido el extremo norte del perímetro fronterizo, un tramo de unos 200 metros de longitud que termina en el espigón marítimo de Benzú, que no llega a cubrir la valla con alambres con cuchillas desplegada durante los últimos meses por el Reino alauita en paralelo a las defensas territoriales españolas.

En el CETI había hasta este viernes 500 foráneos acogidos, la mayoría nacionales de Argelia, ligeramente por debajo de su capacidad máxima operativa (512 plazas).

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/sucesos/once-guardias-liquido-abrasivo-ojos-alta-recibir-asistencia-medica-despues-salto-fronterizo/20190830124204206100.html


© 2021 Ceuta al Día

Ceutaldia

© 2005 – 2016 Ceutaldia.com- Diario Digital