desintegra

El Barça desintegra a la revelación

Al cuarto de hora, ya no había partido. Así se las gasta el Barcelona Regal, que solventó su partido de cuartos de la Copa del Rey casi sin romper a sudar. El Lucentum Alicante acabó convertido en un guiñapo a manos de los azulgranas. Lastrados por las lesiones de Freire y Urtasun, la fiebre de Ivanov y acomplejados por los tapones de Ndong y Fran Vázquez, a los alicantinos se les hizo de noche. Leer