ALTO COMISIONADO

Naciones Unidas pide a España que pare la expulsión de menores marroquíes acogidos en Ceuta

Naciones Unidas pide a España que pare la expulsión de menores marroquíes acogidos en Ceuta
devolución menores santa amelia
Imagen de archivo.
El Alto Comisionado insta a las autoridades a proceder a “su transferencia a un centro de protección mientras el caso se encuentre pendiente” de un análisis a fondo del Comité de Derechos del Niño

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha comunicado a Save The Children, Andalucía Acoge y Gentium que, atendiendo su petición, ha solicitado a España “suspender la expulsión” de diez menores marroquíes no acompañados a su país, así como “su transferencia a un centro de protección de menores mientras el caso se encuentre pendiente” ante el Comité de Derechos del Niño.

Esta solicitud se fundamenta en la información contenida en la comunicación por las tres entidades no gubernamentales. Ahora podrá ser reexaminada, a solicitud de las autoridades españolas, “en función de la información y las observaciones que pudieran hacer llegar al Comité”.

Save The Children, Andalucía Acoge y Gentium pidieron el sábado por escrito al Comité de los Derechos del Niño de la ONU que ordenase suspender cautelarmente cuanto antes la “expulsión colectiva” iniciada por España de niños migrantes solos que permanecen en Ceuta desde mediados de mayo.

Lo hicieron a través de una comunicación individual con solicitud de medidas provisionales urgentes en nombre de diez de los 1.108 menores marroquíes no acompañados que accedieron a Ceuta entre el 17 y el 19 de mayo y se quedaron en la ciudad autónoma.

Según alertaron, “ninguno” de los expulsados ha sido preguntado “sobre su voluntad de volver a Marruecos, ni contó con asistencia letrada, ni tampoco con ninguna de las garantías previstas para el procedimiento de repatriación […] y la Fiscalía de Ceuta tampoco fue informada, sin poder escuchar o asistir a ningún niño antes de su expulsión”.

Desde su punto de vista “la expulsión de las víctimas a Marruecos en estas condiciones supondría la exposición a los niños a una situación que afectaría irremediablemente a su situación personal y que no podría ser reparada con posterioridad, en la medida en que una devolución posterior a España en caso de que se considerara la expulsión contraria a la Convención es altamente improbable”.

Por ello pidieron a la ONU que, “con el fin de evitar daños irreparables en las víctimas”, solicite urgentemente a España “la adopción de medidas provisionales consistentes en la suspensión de cualquier acto o actuación iniciado o que prevea iniciar dirigido a su expulsión a Marruecos”.

Naciones Unidas pide a España que pare la expulsión de menores marroquíes acogidos en Ceuta