130 HECTÁREAS

El Gobierno confirma que el incendio, ya controlado, fue “intencionado”

El Gobierno confirma que el incendio, ya controlado, fue “intencionado”
zona afectada incendio sep22
En verde la zona afectada por el incendio.
Es el de mayor superficie quemada de la historia de la ciudad

Se desconocen aún los detalles y los pormenores, pero el portavoz del Gobierno de la Ciudad, Alberto Gaitán, ha confirmado este viernes durante su comparecencia tras la reunión del Consejo de Gobierno que el incendio que ha quemado ya más de 130 hectáreas de García Aldave, fue “intencionado”. “El origen del mismo está en investigación”, ha añadido Gaitán. Sobre las 13.20 horas de este viernes, además, el Ejecutivo ha confirmado que los Bomberos dan por controlado el fuego y la Ciudad ha rebajado el nivel de alerta del 2 al 1.

La intencionalidad en el origen del fuego concuerda con las varias líneas de investigación que desde Delegación del Gobierno confirman que tienen abiertas las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para tratar de detener a quien o quienes pudieran estar detrás del fuego que ha llenado el aire y el ánimo de los ceutíes de cenizas.

Esas 130 hectáreas, el equivalente a unos 130 campos de fútbol, colocan al incendio como el de mayor superficie arrasada de la historia de la ciudad.

Y lo peor es que en lo calcinado se estima que entre el 65 y el 70 por ciento de la superficie era de alto valor ecológico y estaba en niveles de protección máxima al conformar un área de Lugares de Importancia Comunitaria y Zona de Especial Protección para las Aves (LIC-ZEPA). Esto es buena parte de la reserva nuclear ambiental del monte ceutí.

Los hidroaviones y el helicóptero llegados desde la península han sido nuevamente fundamentales para lograr controlar el incendio y desde primera hora de la mañana hasta mediodía, cuando han partido a ayudar en otro fuego de mayores dimensiones en la península, han realizado unas 30 pasadas, según la información ofrecida por Gaitán.

No hay novedad respecto a los desalojos, unas 60 personas durante la madrugada de las barriadas Postigo, la urbanización La Colina y el complejo rural Miguel de Luque. Estas últimas son unas 30 personas que sí han hecho uso del polideportivo de la Libertad para pasar la noche. En un principio, el Gobierno habilitó también el Campoamor, pero finalmente no fue necesario su uso.

Además el centro ecuestre, la protectora y canisfam también fueron evacuados con la ayuda de voluntarios.

En el operativo han participado unos 300 efectivos de todos los servicios de emergencia, a los que Gaitán ha reiterado la felicitación expresa del Gobierno por su fuerte implicación para controlar la situación.

El portavoz gubernamental ha subrayado la “perfecta coordinación” entre Ciudad, Delegación y Comandancia General para abordar el fuego.

Las 130 hectáreas calcinadas esta pasada madrugada se suman a las 73 que ya ardieron en 2018 en la otra zona de García Aldave, las 40 que se quemaron en el verano de 2019, también de alto valor ecológico en la zona de Calamocarro en otros 2 incendios o las 50 que se quemaron en 2014.

Y el fuego ha llegado a pesar de que diversas voces políticas vienen advirtiendo de forma reiterada, casi cada verano, del nivel de suciedad existente en los montes, de la polémica por el retén de bomberos suprimido a principios de verano y de que el propio plan técnico de Defensa contra los Incendios Forestales que entró en exposición pública a principios de verano alertaba de la necesidad de acometer acciones urgentes en materia de prevención ante “el riesgo de que se produzcan incendios y la velocidad de propagación de esto sería mucho mayor, así como aumentaría la dificultad de acceso de los medios de extinción a la zona del incendio”.

El Gobierno también anunció en el verano de 2020 que contaba con una nueva herramienta para detectar los fuegos con rapidez, cámaras térmicas que detectaban cualquier variación anómala y que entre otros lugares se iban a ubican en el Monte de la Tortuga (una de las zonas afectadas), Anyera o Cuatro Caminos. Preguntado por ellas, Gaitán ha reconocido que no todas están operativas porque algunas se encontraban en proceso de reparación tras haber sufrido ataques vandálicos.

Pero a pesar del contexto, Gaitán ha considerado que el trabajo de prevención que se lleva a cabo por parte del Gobierno de la Ciudad es el “adecuado”, y ha recordado que la “red de hidrantes se había revisado recienemtente y su funcionamiento es el adecuado”. El portavoz del Gobierno ha enmarcado la situación vivida en el mismo contexto en el que se ha visto afectado el resto del país durante todo el verano (uno de los peores que se recuerdan en lo relativo a incendios forestales), a causa de la sequía y las elevadas temperaturas.

El Gobierno confirma que el incendio, ya controlado, fue “intencionado”