Caballas urge a Vivas a aclarar el futuro de la plantilla de Trace si deja el servicio en manos de Tragsa

Trace cuenta actualmente con unos 370 trabajadores.

Ali exige al presidente que aclare si la empresa pública podría tanto "subrogar a los trabajadores de una empresa privada de manera directa y automática" como "aplicar en su integridad, no sólo en materia salarial, las condiciones del Convenio de Limpieza Pública de Ceuta suscrito con la patronal del sector, de ámbito privado".

Caballas ha instado este miércoles por escrito al presidente de la Ciudad a convocar "a la mayor brevedad posible" una Comisión Informativa de Medio Ambiente de carácter extraordinario para dar "una explicación convincente" a las múltiples dudas que le genera el desenlace del proceso de ruptura con Trace.

Entre otras cosas, la coalición quiere que el Gobierno local aclare si Tragsa, la opción que se maneja para reemplazar a la actual adjudicataria del servicio de limpieza mientras se licite y resuelva un nuevo concurso, "podrá subrogar a los trabajadores de una empresa privada de manera directa y automática" y si, dado que tiene un convenio propio, "aplicará en su integridad, no sólo en materia salarial, las condiciones del Convenio de Limpieza Pública de Ceuta suscrito con la patronal del sector, de ámbito estrictamente privado" y cuyas condiciones son notoriamente mejores para los trabajadores.

Frente al "alarmante estado de suciedad que presenta toda la ciudad, más acentuado en las barriadas" y ante la "incomprensible pasividad del Gobierno al respecto", Caballas presentó al Pleno de la Asamblea en septiembre una propuesta que, tras una modificación propuesta por el PP, quedó en que “en el plazo de dos meses, se elaboraría una auditoria del servicio y se expondrían a los Grupos Políticos en en el seno de la Comisión Informativa de Medio Ambiente”.

El plazo expira esta semana, el sábado, pero el consejero competente, Fernando Ramos, ha explicado este míercoles a Ceutaldia.com que no sabe con certeza si se podrá cumplir o no. "Estamos trabajando en el tema", ha resumido.

La coalición ya sabe que "el Gobierno de la Ciudad se ha olvidado por completo de este acuerdo y está promoviendo un expediente de rescisión del contrato de mutuo acuerdo Trace de enorme complejidad técnica y económica cuyo contenido desconocemos".

"Además, en lugar de seguir el procedimiento habitual en estos casos, como se ha hecho recientemente por ejemplo con el contrato de limpieza de colegios, según el cual la “antigua” adjudicataria continúa prestando el servicio mientras se sustancia el proceso de licitación pública para seleccionar un nuevo adjudicatario, el Gobierno pretende encomendar el servicio a TRAGSA temporalmente, una decisión abre una serie de interrogantes que infunden una inevitable inquietud tanto por la gestión del servicio como por las condiciones en las que quedarían los trabajadores", han alertado los de Mohamed Ali.

Según su interpretación, "al tratarse Tragsa de un medio propio, tal y como queda legalmente definido y como repite el Gobierno hasta la saciedad, esa encomienda supondría, de hecho, no un cambio de empresa sino un cambio del modo de gestión que obligaría a activar el un procedimiento de municipalización de este servicio, que está regulado por la ley y cuya competencia corresponde al Pleno de la Asamblea".