108 AFECTADOS

Sanidad disculpa a ‘Las Cañas’ de la intoxicación por salmonelosis y descarta mala praxis

Sanidad disculpa a ‘Las Cañas’ de la intoxicación por salmonelosis y descarta mala praxis
Javier Guerrero, consejero de Sanidad
Javier Guerrero, consejero de Sanidad  

El consejero de Sanidad, Javier Guerrero, ha comparecido para desgranar un balance provisional de la intoxicación alimentaria por salmonelosis  que ha afectado a más de un centenar de personas y que mantiene a nueve hospitalizadas si revestir gravedad. Guerrero, aun a falta de un dictamen definitivo en los análisis, disculpa a ‘Las Cañas’ de la intoxicación por salmonelosis y descarta mala praxis. A su juicio, cumplieron con todas las medidas de higiene y seguridad alimentaria, aunque no descarta que “pasar alguien por allí para ayudar”. “Tengo exculparlos por varios motivos. Primero que pienso que no ha habido mala praxis, ya que todo se ha hecho conforme a las reglas de manipulación lo permiten y en segundo lugar porque la inspección ha sido diaria en ‘Las Cañas’ los tres últimos días”. Guerrero agradece además la colaboración de la caseta que han brindado en todo momento, desde que se detectó el primer caso durante la jornada del sábado.

También exculpa el consejero de Sanidad a los alimentos, a la espera de que haya análisis más precisos. Y es que, recuerda Guerrero, aunque alimentos como el huevo son sospechosos habituales, no son los únicos: “La salmonella puede venir tanto por alimentos como por manipulador, como por el calor que haya podido descomponer algún alimento. No podemos decir todavía este alimento ha sido”, precisa el consejero de Sanidad, recordando que el alimento más peligroso si hablamos de salmonelosis no es el huevo sino el pollo..

Guerrero ha querido además hacer un llamamiento a la calma, pidiendo diferenciar la intoxicación por salmonelosis de los casos de gastroenteritis que han surgido de manera paralela y que son habituales con el verano. El consejero de Sanidad se ha felicitado porque este problema haya surgido precisamente cuando se acaba de aprobar un protocolo ad hoc para estos casos que ha funcionado a la perfección  -“las inspecciones han sido constantes”-, protocolo que no obstante el consejero ha adelantado que se mejorará en años venideros aprovechando la experiencia de esta Feria.