PETICIÓN DE NULIDAD

El Supremo rechaza el recurso de la Ciudad e insiste en que los miembros del Gobierno deben ser electos

El Supremo rechaza el recurso de la Ciudad e insiste en que los miembros del Gobierno deben ser electos
vivas deu
Juan Vivas y Mabel Deu e una imagen de archivo.

El Tribunal Supremo ha rechazado la admisión del incidente de nulidad de actuaciones promovido por la Ciudad de Ceuta contra la sentencia del pasado 6 de noviembre en la que anula el nombramiento de viceconsejeros no electos y obligaba a disolver sus Viceconsejerías. El Supremo insiste en que no cabe el recurso de nulidad y se reafirma en el juicio de la Sala de Sevilla . “El Gobierno de la Ciudad una vez más hace el ridículo al pretender oponerse a lo que es una realidad evidente: que solo se puede ser miembro del Gobierno de la Ciudad siendo concejal”, defienden desde UGT tras conocerse el rechazo del Supremo al recurso de nulidad del Gobierno ante la sentencia del pasado 6 de noviembre.

Juzgado de lo Contencioso Administrativo n.° 2 de Ceuta “relativo a la aplicación a la Ciudad de Ceuta de la regla del artículo 140 de la Constitución según la cual los municipios han de ser gobernados por los vecinos o por quienes ellos elijan según establece el Tribunal Constitucional en su sentencia 103 de 2013”.

El escrito de nulidad de la Ciudad argumentaba que la sentencia “infringe el principio de igualdad por aplicar indebidamente el artículo 140 de la Constitución a la Ciudad de Ceuta según la interpretación contenida en la sentencia del Tribunal Constitucional, sin tener en cuenta que ésta se refiere a los municipios de gran población y la distinta naturaleza de la Ciudad de Ceuta. Además, añadía la Ciudad en su recurso, la sentencia vulnera el derecho a la tutela judicial efectiva y el derecho a un proceso con todas las garantías por inaplicar (sic) normas con rango de Ley, en este caso los artículos 16.2 y 20 del Estatuto de Autonomía de Ceuta, “sin plantear cuestión de inconstitucionalidad”. 

A todo ello, la Ciudad añadía como argumento “las posibles dificultades para reunir miembros del Gobierno”, razones que también desecha el Supremo, al considerar “que no son idóneos para fundamentar la pretensión de nulidad de la sentencia”.

Para UGT “el Gobierno de la Ciudad una vez más hace el ridículo al pretender oponerse a lo que es una realidad evidente: que solo se puede ser miembro del Gobierno de la Ciudad siendo concejal”. “Desde la UGT nos congratulamos del nuevo varapalo que el Tribunal Supremo le infringe al Gobierno  de  Vivas y esperamos poder seguir reduciendo la cohorte de altos cargos en lugar de invertir en plantilla en beneficio de los ciudadanos”.

Eso sí, desde el sindicato que ha impulsado estas demandas, lamentan que “las ingentes retribuciones cobradas de forma ilícita por todos estos cargos no electos no tengan que ser devueltas por los que las han percibido, o en su caso por el bolsillo particular de los que han ido realizando estos nombramientos”.

El Supremo rechaza el recurso de la Ciudad e insiste en que los miembros del Gobierno deben ser electos