ALÍ ACUSA AL GOBIERNO DE OCULTARLOS

La Ciudad garantiza la protección de los restos arqueológicos de Gran Vía y baraja un centro de interpretación

La Ciudad garantiza la protección de los restos arqueológicos de Gran Vía y baraja un centro de interpretación
Área de la Madrassa y de la Cripta en las obras de Gran Vía (1 de 1)
Zona en la que se han encontrado restos arqueológicos

Caballas acusa al Gobierno de ocultar los restos arqueológicos de la Gran Vía, donde han aparecido vestigios de la antigua madrassa, de la cripta de los Trinitarios e incluso nivel romano, por lo que la coalición exige la paralización de las obras. Una ocultación que niega el Gobierno, que señala que Caballas conoce el yacimiento por boca del consejero de Cultura, asegurando además que se trabaja en su conservación y puesta en valor.

La coalición Caballas pedía este lunes la inmediata paralización de las obras de la Gran Vía ante el hallazgo de nuevos restos arqueológicos, en concreto parte de la cripta del Monasterio de los Trinitarios, dos aljibes, un pozo de época islámica, dos muros que podrían formar parte de la Madrassa Al Jadida e incluso nivel romano. Restos que Caballas acusa al Gobierno de ocultar: “Guarda silencio y antepone intereses electorales a nuestro patrimonio”, denunciaba Mohamed Alí desde su cuenta de Twitter. Ocultación que niega tajantemente el gabinete de comunicación de la Ciudad y el propio consejero de Educación, Javier Celaya, cuestionado al respecto por Ceuta al Día: “¿Ocultación? Pero si se lo he dicho yo esta mañana”.

La Ciudad baraja desde hace tiempo la posibilidad de un centro de interpretación, entre las fórmulas para la conservación y puesta en valor de los restos que muestran tres diferentes etapas de la historia de la ciudad, desde la época romana al dominio portugués, con restos de la que fuera la universidad islámica de Al Andalus.

El Gobierno, explica Celaya a Ceuta al Día, tiene desde mediados de septiembre el informe del arqueólogo de la Ciudad, Fernando Villada, recomendando la protección y puesta en valor de los restos que, insiste, en ningún momento se han ocultado. “Lo he contado el otro día en El Paseo (de RTVCE) sin ir más lejos”, asegura Celaya que garantiza la conservación del yacimiento que, además, no afecta tanto al proyecto como dice Caballas, matiza.

Tanto los muros de lo que sería la madraza, como el nivel islámico y el pozo islámico medieval, del que se conserva parte de un brocal sencillo, sin apenas adornos, explica el consejero, estarían en el lateral de la plaza Menhahem Benazom, que conecta la Gran Vía con Jáudenes, sin afectar apenas al monumento de los Trinitarios y perdiendo apenas un par de metros de calzada. Tramo en el que, aventura el consejero, podría llevarse a cabo una actuación similar a la del yacimiento fenicio. En cualquier caso, subraya el consejero, los restos se protegerán y se les dará el realce que merecen.

La Ciudad garantiza la protección de los restos arqueológicos de Gran Vía y baraja un centro de interpretación