DOS EN CEUTA

Compromís impulsará la retirada del nombre de Juan Carlos I a espacios públicos de toda España

Compromís impulsará la retirada del nombre de Juan Carlos I a espacios públicos de toda España
Imagen del Parque Urbano que lleva el nombre del Rey emérito.
Imagen del Parque Urbano que lleva el nombre del Rey emérito.  
Los valencianistas subrayan que "más allá de suerte judicial, éticamente esta persona ha sido una vergüenza y no nos merecemos lleven ninguna calle ni nombre”. Son aliados de Caballas en las Cortes Generales aunque los localistas no tienen al menos de momento la intención de secundar esta iniciativa en el Pleno.

El Gobierno central ha facilitado este miércoles al portavoz de Compromís en el Senado, Carles Mulet, un listado de 15 páginas donde supuestamente aparecen "todas las calles y plazas del Estado con la denominación Juan Carlos I", instrumento con el que los regionalistas valencianos van a "iniciar una campaña para exigir la retirada de estas denominaciones ante un nombre que avergüenza a cualquier demócrata".

En la relación aparece más de medio millar de espacios públicos de toda España con el nombre del Rey emérito que esta semana ha salido de España tras la sucesión de escándalos publicados, pero de la ciudad autónoma, por ejemplo, solo recoge los Grupos Juan Carlos I y no el Parque Urbano al que se dio su nombre con motivo de su visita hace algo más de diez años junto a Doña Sofía. Tampoco recoge el colegio público de la periferia.

Compromís, aliado de Caballas en las Cortes Generales aunque los localistas no tienen al menos de momento la intención de secundar esta iniciativa en el Pleno, ha explicado que "pedimos este listado antes de convertirse el borbón en un posible prófugo de la justicia, cuando ya solicitamos al Gobierno que borrase todo rastro del ungido por el dictador como su heredero, después de las últimas complicaciones judiciales por sus negocios ilícitos.  En aquella primera acción obtuvimos la negativa del Gobierno de PSOE-UP de retirar el nombre de Juan Carlos a la base española de Antártida o del buque de la Armada”.

El obtener estos listados por parte del INE ha sido el método empleado por Mulet para su campaña para exigir la retirada de nomenclatura franquista todavía existente en el Estado “gracias a estos listados, hemos podido remitir más de 5.000 requerimientos desde el Senado para exigir cumplir con la ley de Memoria Histórica y hemos conseguido retirar más de 2.000 calles y símbolos en todo el Estado, en aproximadamente más de 600 municipios de todas las CCAA. Ahora, la intención es hacer una campaña semejante”.

Para el senador valencianista, “más allá de las convicciones republicanas o monárquicas, o de la suerte que le depare a Juan Carlos de Borbón en los tribunales, si sus actuaciones han sido delictivas o no, si han prescrito o no los posibles delitos, si le ampara o inmuniza o no que estos delitos se hayan cometido siendo monarca o si esa impunidad se perpetua siendo emérito, nos tocó asumir la hipoteca franquista del escogido por Franco como jefe del Estado para poder pasar página en falso, y cerrar la etapa dictatorial, asumir una monarquía de una familia siempre corrupta fue parte del precio a pagar a cambio de la democracia. Ahora se ha demostrado Juan Carlos ha sido corrupto como todos sus predecesores, y que esta condición seguramente la llevan en el ADN. Por ello, más allá de suerte judicial, éticamente esta persona ha sido una vergüenza y no nos merecemos lleven ninguna calle ni nombre”.

Mulet ha recordado que “a pesar de poder actuar como un prófugo con la connivencia del Gobierno, de poder quedar impune por su condición de monarca, nadie duda se ha comportado corruptamente, actuando de comisionista, defraudando a hacienda o cargando a erario público el mantenimiento y silencio de su amplio harén de concubinas de todo pelaje. Su comportamiento de representación simbólica no lo ha ejercido correctamente”.

Para el parlamentario “Juan Carlos éticamente no merece ningún reconocimiento ni consideración, la historia una vez superados los complejos y la falsa hagiografía de esta persona, se atreverá seguramente a explicar su papel cómplice en el golpe de estado del 23F, ahora tema tabú. Su comportamiento como jefe de Estado ha estado una vergüenza, ha usado su cargo representativo para enriquecerse presuntamente de manera ilícita y nos ha hecho pagar con dinero público su incontinencia sexual, es el momento de borrar su memoria de todos los espacios públicos, y ya tenemos la manera”.

Compromís impulsará la retirada del nombre de Juan Carlos I a espacios públicos de toda España