El Faro de Ceuta y Sánchez Paris dividen al Gobierno de Vivas en dos bandos enfrentados


El Faro de Ceuta y Sánchez Paris dividen al Gobierno de Vivas en dos bandos enfrentados

Por increíble que parezca, la partida de casi un millón de euros que destina el Gobierno de Juan Vivas a contentar a los medios de comunicación locales no está sirviendo para el fin pensado. Al menos no en esta nueva etapa en la que no es José Antonio Rodríguez el encargado de velar por la afinidad de los medios de comunicación. Su sustituto, el polémico Francisco Javier Sánchez Paris, está levantando demasiado ruido. El viernes por la mañana, el presidente Vivas, el vicepresidente Gordillo y todos los consejeros a excepción de Francisco Márquez (Hacienda), de viaje, debatieron dos cuestiones claves: respaldar a Francisco Javier Sánchez Paris en el cargo de jefe de Gabinete de Juan Vivas y romper relaciones con el decano de la prensa local, El Faro de Ceuta.

Según ha podido conocer Ceutaaldía.com las posturas fueron enfrentadas entre dos bandos diferenciados dentro del Gobierno. El resultado final es que se mantendrá como hasta ahora la relación con el editor Rafael Montero, y Sánchez Paris seguirá en el cargo. A la espera, las nuevas indagaciones sobre su gestión al frente del PSOE de Andújar que publiquen tanto El Faro de Ceuta como Ceuta Televisión, ya que ambos medios prometieron nuevas entregas de las andazas del 'tránsfuga' político que ahora se ha convertido en la mano derecha de Juan Vivas.

La reunión fue tensa y sirvió para que todos los consejeros pusieran las cartas encima de la mesa y sus afinidades políticas. En la rumorología que ha trascendido ya a las páginas de los diarios de la ciudad se asocian los dos bandos del Gobierno a amigos de Pedro Gordillo o amigos de Juan Vivas. Precisamente el vicepresidente y el presidente fueron los dos únicos que no mostraron su postura, según lo que ha podido averiguar por fuentes muy cercanas al Gobierno este medio.

Carolina Pérez (Bienestar Social) y José Antonio Rodríguez (Gobernación) encabezan la lista de quienes no aguantarían ni un artículo más asociando corruptelas de Sánchez Paris en Andújar a la hasta ahora impoluta imagen pública del Gobierno que preside Juan Vivas. Ninguno de los dos se explica la necesidad de seguir contando con el jefe de Gabinete si en la anterior etapa no hubo ni un solo problema y desde su llegada los medios de comunicación azotan al Gobierno cada vez que tienen ocasión.

Claramente a favor de Sánchez Paris se posicionaron Yolanda Bel (portavoz del Gobierno y consejera de Medio Ambiente) y Juan Manuel Doncel (Fomento). Según ha podido conocer Ceutaaldía.com la portavoz no sólo apostó por la continuidad de Sánchez Paris en la gestión de casi un millón de euros destinado a los medios de comunicación locales, sino que abogó por sentar a todos los editores, decirles claramente el dinero que tienen asignado y la postura que espera el Gobierno de ellos para a partir de ese punto cortar por lo sano con aquel medio que se salga de la disciplina editorial impuesta por el Ejecutivo. Especial inquina demostró Bel en la reunión con la televisión privada. Si por ella fuera la 'liquidaría'. En ese momento Juan Vivas y Pedro Gordillo mediaron a favor de los intereses del ente privado, otro de los medios que amenaza la estabilidad gubernativa con su investigación sobre Sánchez Paris.

Doncel dijo de Sánchez Paris que era su amigo y que lo consideraba un gran profesional y creía conveniente que siguiera haciendo lo mismo que hasta ahora. La postura del responsable de Fomento es coherente con su tremenda afinidad con el nuevo delfín de Juan Vivas. Se les ha visto públicamente comiendo juntos en reiteradas ocasiones, a veces acompañados por importantes constructores con intereses en la ciudad y algunas voces apuntan a que Doncel sería uno de los que habrían pisado tierras andujareñas para gozar de la hospitalidad de Sánchez Paris.

Hasta aquí empate técnico, dos a favor de cesar a Sánchez Paris y recomponer la relación con los medios de comunicación, respetando el acuerdo alcanzado con El Faro y dos en contra del cese y a favor de darle un severo correctivo a los medios de comunicación y más en concreto a El Faro y a Ceuta Televisión.

Kissy Chandiramani (Juventud) no entró apenas en el debate y se mantuvo en un perfil bajo, sin pronunciarse sobre ninguno de los dos asuntos. Parece que asumió su papel de consejería menor, sin apenas relación real con los hechos, aunque de su área depede el establecimiento de la TDT, otro de los caballos de batalla de las distintas empresas de comunicación local.

Mabel Deu (Cultura) dio un abrazo y dos besos a Paris cuando éste llegó al Consejo de Gobierno una vez terminada la deliberación. Es uno de los miembros del Gobierno que más veces ha estado en la finca de El Negrón de Sánchez Paris. Y la más cercana al ámbito empresarial al que se ha dedicado el jefe de Gabinete, que no en vano hizo carrera como edil de Cultura del Ayuntamiento de Andújar. Con esta Consejería estuvieron relacionados los primeros escándalos de Sánchez Paris en Ceuta, como la revista 'Ceuta emprendedora', el certamen de acuarela y la semana de la guitarra. De esta forma se rompía el empate. Tres a dos a favor de Paris. 

Otros dos consejeros de Vivas se mostraron más tibios en estas dos cuestiones. Guillermo Martínez (Economía) apostó por cumplir con El Faro en los términos acordados y además pidió que se utilizara como criterio para el reparto del dinero destinado a comunicación la difusión de cada medio, dando a entender que la diferencia de lo que percibe El Faro con lo que recibe El Pueblo debería incrementarse mucho más. A Martínen le rebatieron dicha teoría poniendo como ejemplo que eso supondría destinar mucho más dinero a la Cadena Ser que a El Faro. Pero, y aunque pueda parecer contradictorio, Martínez respaldo a Sánchez Paris en su gestión y en su cargo. La explicación a esta aparente contradicción podría encontrarse en que su padre, Guillermo Martínez senior, es asesor jurídico de Rafael Montero.

Otra de las más tibias en la discusión fue Adela Nieto (Sanidad). Nieto abogaba por hacer escabechina con los medios de comunicación y acabar con todo aquel que no comulgue con los intereses del Gobierno. Nieto al parecer estaba muy preocupada por que el nombre de su marido, el supuesto 'enchufado' denunciado por Comisiones Obreras apareciera asociado a ella en la prensa local, dañando su imagen. En ese sentido sí fue crítica y contundente, pero no lo fue tanto en lo referente a mantener en el cargo a Sánchez Paris, a pesar de que su voto se decantó por él. 

Fuentes de la Presidencia de la Ciudad han negado que se celebrase un Consejo de Gobierno extraordinario. La denominación oficial es la de 'reunión de consejeros'. Asimismo, también se ha desmentido desde Presidencia el contenido de esta información, pese a que fuentes próximas al Ejecutivo la reiteran como veraz. Además, Juan Vivas y Francisco Sánchez Paris participaron el mismo viernes en una bulliciosa y alegra comida, celebrada poco después de la reunión en el Ayuntamiento en la que se ratificó al jefe de Gabinete.

Manzana del Revellín

El detonante para que el Gobierno se replantee la relación económica que mantiene con El Faro de Ceuta y el destino de buena parte de la publicidad institucional estaría no sólo en lo ya publicado y lo que se espera sobre Sánchez Paris; también se suma al descontento del Gobierno lo publicado en los últimos días y semanas por el diario sobre la Manzana del Revellín, haciéndose eco de las primicias dadas por este diario digital.

Al Gobierno le duele la Manzana, pero por lo hablado en esa reunión no tanto como para optar por la opción más beneficiosa para los ceutíes, hacer valer la petición de ilegalidad de la venta de la parcela y recuperar la titularidad pública de todo el conjunto sin tener que abonar indemnización alguna a la sociedad privada de origen murciano. Según ha podido conocer Ceutaaldía.com, se ha insinuado que la tormenta pasará cuando los ceutíes vean el contenido del edificio y la obra de Siza acabada. La brillantez de la construcción cree el Gobierno que será suficiente para hacer olvidar a todos los ceutíes los oscuros intereses, sentencias judiciales y mociones de censura incluidas, que acompañan al monumental edificio de hormigón.

La situación vivida en el Consejo de Gobierno demuestra la preocupación existente en el seno del Ejecutivo de Vivas con lo que está sucediendo en las relacione con los medios de comunicación. Un panorama que no transmite la transparencia y honestidad que cabría esperar de un Gobierno y deja al aire con la filtración del contenido de la reunión oscuros intereses, ‘lobbys’ de poder y un ataque claro y directo a la independencia de los medios de comunicación locales en aras a defender intereses partidistas y hasta personales de los miembros del Gobierno.

Editorial

-¿Transparencia informativa?
 

El Faro de Ceuta y Sánchez Paris dividen al Gobierno de Vivas en dos bandos enfrentados