DELEGACIÓN DEL GOBIERNO

Mateos justifica su silencio con una llamada a poner "unidad, lealtad y trabajo" contra la pandemia

Mateos justifica su silencio con una llamada a poner "unidad, lealtad y trabajo" contra la pandemia
Mateos, en una imagen de archivo.
Mateos, en una imagen de archivo.  

La delegada del Gobierno, Salvadora Mateos, ha 'roto' este martes el silencio que mantiene desde hace meses para, en un comunicado a los medios, trasladar moral a la tropa ciudadana contra el coronavirus y pedir "lealtad, unidad y trabajo" en la lucha contra la pandemia. "He estado callada, he sido discreta y no he hecho crítica alguna de manera pública", se ha presentado la titular de la institución, que está "orgullosa" de cómo han seguido los ceutíes las medidas de confinamiento.

"Frente a esta pandemia de la COVID-19 la única vacuna, hasta el momento, es la unidad, la lealtad y el trabajo frente a un virus que no conoce fronteras, ni ideologías, ni religiones ni clases sociales", ha destacado Mateos, que ha defendido que "en la Delegación del Gobierno no hemos perdido ni un minuto para luchar contra este virus".

"Hemos puesto en el centro de nuestras prioridades la salud de las personas. No paramos de luchar para que esta nueva realidad que nos ha tocado vivir y gestionar sea lo más justa posible para todos. Para que nadie se quede atrás, para que esta pandemia no sesgue nuestra vida futura, la de nuestra ciudad y la de las personas a las que más queremos", ha defendido su labor y la de su equipo a la hora de trabajar "de manera discreta y sin entrar en confrontaciones políticas para que Ceuta vuelva a la normalidad y para que la reconstrucción sea justa".

A quienes, como los dirigentes del PP, la han puesto en el centro de la diana de sus críticas les ha respondido parafraseando a Pedro Sánchez: “Tendrán mucho tiempo para hacer oposición al Gobierno cuando ganemos la guerra contra el virus. Ahora no me voy a defender, no voy a perder ni un minuto, ni un gramo de energía en defenderme porque necesito todo el tiempo y todas las fuerzas para combatir el virus, que es nuestro enemigo común”

Mateos ha aprovechado su escrito para "dar las gracias a todos y cada uno de los ceutíes", desde "a los que han estado en primera línea en el Hospital" hasta "el último de nuestros sanitarios y el resto del personal que allí trabaja cada día, como celadores y empleados de limpieza, etc, a las fuerzas y cuerpos de seguridad, al Ejército, a los transportistas, al personal de limpieza y desinfección, a quienes trabajan en los supermercados y mercados, a los conductores de los transportes públicos, al personal de atención sociosanitaria, a los voluntarios Protección Civil, a las organizaciones no gubernamentales, especialmente la Cruz Roja por su dedicación y disponibilidad, y como no, también a los que cumpliendo las normas de confinamiento, os habéis quedado en vuestras casas".

"No puedo olvidar a nuestros empresarios, grandes y pequeños, obligados a cerrar vuestros negocios. A los profesores y profesoras que os habéis adaptado a esta nueva situación y a las madres y padres que también ejercéis maestros en este tiempo. Y qué decir de los abuelos y abuelas que no podéis abrazar a vuestros niños y niñas. Y de los más pequeños de la casa ya por fin estáis saliendo ya a la calle", ha añadido la delegad, que ha tenido una "mención especial" para las víctimas mortales del virus.

Desde su punt de vista, "Ceuta está en una buena situación gracias a la contribución de todos" y a "la responsabilidad personal, el comportamiento de la ciudadanía y también de la clase política". "En esta pandemia nuestro comportamiento y disciplina social es determinante para acabar con el virus", ha añadido Mateos convencida de que ."este virus lo paramos unidos" y d que "Ceuta se lo merece y debemos estar a la altura".

Mateos justifica su silencio con una llamada a poner "unidad, lealtad y trabajo" contra la pandemia