emisiones

Un primer borrador contempla reducir más de un 75% las emisiones de gases de efecto invernadero

Las emisiones de gases de efecto invernadero deberán reducirse entre un 75 y 95% hasta 2050, comparados con los niveles de 1990, según un primer borrador de acuerdo en la reunión sobre el cambio climático de Copenhague. Dicho borrador establece que las partes que negocian el acuerdo deben cooperar para lograr que el incremento de la media global de temperatura por encima de los niveles preindustriales no exceda entre 1,5 y 2 grados. El documento provisional también solicita que "se coopere para lograr que el techo de las emisiones globales y nacionales (antes de que empiecen a descende...

Renfe reducirá en un 57% las emisiones de CO2 por viajero para 2020

Los trenes  emiten hoy seis veces menos CO2 que los coches por viajero. El objetivo es que para 2020 la emisión unitaria sea cinco veces menor que la de los vehículos, cuando los automóviles tendrán que reducir, y mucho, su niveles de contaminación, al tener que pasar de 160 gramos de CO2 en 2008 a 95 gramos, según la propuesta de la Comisión Europea.

Con el fin de seguir disminuyendo su impacto ambiental, «Renfe reducirá en un 57 por ciento las emisiones de CO2 por viajero respecto a las de 1990», asegura Francisco Celso González, director general Económico-Financiero de Renfe. De hecho, entre ese año y 2008, las emisiones de CO2 de la compañía ferroviara por Unidad Transportada se han disminuido ya en un 44 por ciento, al pasar de 46,5 gramos a 26,19. Y todo apunta a que «en 2009 –prosigue–, la cifra baje hasta 24,41 gramos de CO2 por viajero. El objetivo para 2020, que la cifra se sitúe por debajo de los 20 gramos».


Menos costes

Para ello, Renfe mejorará la eficiencia energética de tracción, algo que ya ha logrado en un 18 por ciento desde 1990. Además,  aumentará el uso de la electricidad frente al diésel en energía de tracción, como vienen haciendo ya, entre otros factores.

Todos ellos, incluidos la renovación de trenes por otros más eficientes, la conducción económica que aprovecha la inercia de los trenes ligada a la topografía del terreno y los altos índices de ocupación (además de las causas externas, como es el mayor peso de las renovables en el mix eléctrico peninsular), han servido para que «el nuevo Plan de Eficiencia Energética de Renfe pretenda disminuir sus costes energéticos en 53 millones de euros y una reducción de sus emisiones de CO2 de 115.000 toneladas al año a partir de 2011», explica Celso.

Pero si además se tiene en cuenta el ahorro de emisiones que se alcanzaría por reemplazo modal, los datos se disparan. «En 2010, Renfe ahorrará dos millones y medio de toneladas de CO2 por sustitución de otros modos de transporte menos eficientes. Es decir, el equivalente a las emisiones que generaría el consumo energético de ocho millones de habitantes, como es el caso de Andalucía», explica Juan Luis Martín Cuesta, director de Calidad y Desarrollo Sostenible de Renfe. Así, «el AVE Madrid-Valencia permitirá que el transporte entre estas poblaciones genere 80.000 toneladas de CO2 menos, un ahorro similar al consumo eléctrico de una ciudad como Alicante», concluye Celso.
 

CONSUMO DE RENOVABLES


El 23 por ciento de la energía consumida por Renfe durante el año 2008 procedió de fuentes renovables. La cifa supera el objetivo marcado por la Unión Europea para el horizonte 2020, de un 20 por ciento. El consumo de energía eléctrica permite a la compañía ferroviaria utilizar en parte energías renovables a diferencia de otros modos de transporte basados exclusivamente en fuentes fósiles.

 

Un neumático que reduce el consumo de combustible y las emisiones de CO2

Bridgestone ha presentado en el Salón Internacional del Automóvil de Frankfurt, en Alemania, su nuevo neumático ecológico, el Ecopia EP150, que combina una mejora de la seguridad en mojado con la reducción de la resistencia a la rodadura, consiguiendo a la vez una mayor eficiencia en el consumo de combustible y menores emisiones de CO2.

Según la compañía, Bridgestone ha logrado este «gran avance» a través del desarrollo de materiales tecnológicos denominados NanoPro-Tech combinados con un nuevo diseño de la banda de rodadura.

NanoPro-TechTM produce un menor coeficiente de resistencia a la rodadura reduciendo la pérdida de energía en el compuesto durante la misma. El nuevo diseño de la banda de rodadura presenta un bloque conectado y un rib delgado, que mejora la presión de contacto y las prestaciones de frenado en superficie húmeda.

El Ecopia EP150 ha mejorado en un quince por ciento la resistencia a la rodadura (frente a los actuales productos de Bridgestone de la misma medida) lo que le hace un promedio del 3 por ciento más eficiente en el consumo de combustible y consigue la reducción en un 3 por ciento de las emisiones de CO2.

La empresa destacó que Ecopia es la marca «buque insignia» de Bridgestone para prevenir el calentamiento global mediante la contribución a reducir las emisiones de dióxido de carbono a través de una mayor eficiencia de energía del vehículo.

Obama insta a un acuerdo global para reducir las emisiones contaminantes

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha instado hoy a todos los países a llegar a un acuerdo para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero a la atmósfera con el fin de evitar una "catástrofe irreversible". "La dificultad no es excusa para la complacencia", ha dicho Obama, quien ha asegurado que el Gobierno de EE UU "está decidido a actuar y a cumplir con nuestras responsabilidades hacia las generaciones futuras". En un discurso acogido con aplausos pero sin entusiasmo por el centenar de líderes mundiales presentes en la Cumbre del Clima convocada por el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en la sede del organismo en Nueva York, Obama ha destacado el cambio de posición de su país desde su llegada a la Casa Blanca. Sin embargo, conocedor de que tiene las manos atadas por el Congreso de EE UU en este asunto, apenas ha ofrecido propuestas concretas para combatir el cambio climático.

EEUU insta a un acuerdo para reducir las emisiones contaminantes

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, instó hoy a todos los países a llegar a un acuerdo sobre el recorte de emisiones contaminantes, y afirmó que "la dificultad no es excusa para la complacencia".
    El Gobierno de EEUU "está decidido a actuar y cumpliremos nuestras responsabilidades hacia las generaciones futuras", afirmó Obama en la cumbre sobre cambio climático convocada por el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.
    El presidente estadounidense subrayó que su administración "ha hecho más por promover una energía limpia en los últimos ocho meses que en cualquier otro momento de nuestra historia".
    Un centenar de dirigentes mundiales participa en esta cumbre, que pretende acercar posiciones antes de la reunión de diciembre en Copenhague dedicada a intentar acordar una reducción de los niveles de emisiones contaminantes.
    Obama reconoció que lograr un acuerdo "no será fácil", pues el mundo vive una recesión global y la principal prioridad es la recuperación económica.
    No obstante, subrayó, "la dificultad no es excusa para la complacencia, la incomodidad no es excusa para no hacer nada".
    "El tiempo es limitado" para hacer frente al cambio climático", alertó Obama, e instó a todos los países a tomar medidas pues "ninguna nación puede escapar al impacto" del problema, dijo.
    Según el presidente estadounidense, "debemos aprovechar la oportunidad de hacer de Copenhague un paso adelante significativo en la lucha mundial contra el cambio climático".
    Hasta el momento, el logro de un acuerdo se ha visto complicado por la resistencia de países en vías de desarrollo, en especial de la India y China -dos de las naciones más contaminantes- a adoptar metas para disminuir las emisiones.
    Esos dos países alegan que Estados Unidos, responsable del 25 por ciento de las emisiones mundiales de gases contaminantes, debe adoptar medidas más drásticas.
    La adopción de metas de reducción de emisiones depende en EEUU de la aprobación en el Congreso de una legislación que prevé un recorte para 2020 de emisiones a los niveles de 1990, pero el Capitolio, centrado ahora en la reforma sanitaria, ya ha adelantado que no adoptará medidas hasta el año próximo.
    Obama reiteró que los países desarrollados liderarán mediante la inversión en energías renovables la promoción de una mayor eficiencia en el consumo y mediante una reducción de emisiones, a medio plazo en 2020 y a largo plazo para 2050.
    Por su parte, añadió, los países en desarrollo que producen "prácticamente todo el aumento en las emisiones de (dióxido de) carbono (CO2) deben también poner de su parte".
    "Tendrán que comprometerse a adoptar medidas más firmes en su territorio y acordar el respeto de sus compromisos, como también deben hacer los países desarrollados", afirmó el presidente estadounidense.
    Según Obama, "no podremos resolver este desafío a menos que los principales emisores de gases (de efecto) invernadero actúen al unísono. No hay otro modo".

La Ciudad aboga por realizar mediciones de ruidos y emisiones

Respresentantes de diferentes áreas del Gobierno Local, vecinos de la barriada Ferrocarril y Endesa mantuvieron a lo largo de la mañana de ayer diferentes reuniones para aclarar la situación de alarma que está envolviendo el asunto tras las denuncias públicas de varios residentes en la zona.