CORONAVIRUS

Ceuta pide a Hacienda que permita pedir créditos y usar fondos FEDER para inyectar liquidez a las empresas

Ceuta pide a Hacienda que permita pedir créditos y usar fondos FEDER para inyectar liquidez a las empresas
Carlos Rontomé, portavoz accidental
Carlos Rontomé, portavoz accidental  

La consejera de Economía, Hacienda y Administraciones Públicas (EHAP), Kissy Chandiramani, mantuvo este miércoles una reunión por videoconferencia con la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, para analizar el impacto económico de la pandemia de coronavirus en las comunidades autónomas.

Chandiramani, según ha explicado el portavoz accidental, Carlos Rontomé, ha pedido al Gobierno que mantenga su compromiso de inyectar liquidez a los gobiernos autonómicos ante la brutal caída de ingresos, lo que el Gobierno central está haciendo “en la medida de lo posible”. Así y todo, el Gobierno de Ceuta, a través de ka responsable de EHAP, ha insistido en la necesidad de ir más allá, permitiendo la posibilidad de solicitar créditos alargo plazo para mantener esa liquidez y poder mantener los pagos públicos, así como replantear el reglamento de ayudas para que puedan destinarse los fondos FEDER para el desarrollo en el mismo sentido, garantizando la liquidez de las empresas ceutíes. 

No fue el único compromiso que reclama Ceuta. Chandiramani también insistió en la necesidad de que el Gobierno mantenga intactas las transferencias nominativas, en especial los 7,2 millones de euros pendientes, destinados a inversiones en el entorno fronterizo, en el que Ceuta carece de competencias, y para la producción de agua en la planta desalinizadora. Una cantidad que, explicó este lunes el presidente d ella Ciudad, Juan Vivas, impedirá a Ceuta cerrar 2019 con superávit y no poder destinar ese dinero a las prestaciones sociales derivadas de l pandemia de coronavirus y el decreto de estado de alarma. Hecho que se agrava teniendo en cuenta que el 75 por ciento del dinero que recibirá Ceuta procedente del Fondo Social Extraordinario habrá de destinarse a pagar la habilitación de los dos albergues provisionales para menores extranjeros ni acompañados y adultos transfronterizos.