NOCHEVIEJA

Hachuel apaga el fuego de la hostelería prometiendo al sector horarios ampliados para el 31

Hachuel apaga el fuego de la hostelería prometiendo al sector horarios ampliados para el 31
Reunión de hosteleros con Hachuel en la Cámara de Comercio este martes.
Reunión de hosteleros con Hachuel en la Cámara de Comercio este martes.  

Tras la polémica suscitada y la indignación entre los hosteleros por la retirada de las barras el pasado día 24, la Cámara de Comercio acogía una reunión del gremio a la que se ha presentado de forma voluntaria el propio consejero de Gobernación para rendir explicaciones de cómo se actuó.

El sector de la hostelería local (uno de cada 10 empleos al margen de la función pública en la ciudad) echaba humo después del acoso policial sufrido por la mayoría de los establecimientos el pasado día 24 –día clave para cuadrar cuentas-. Tanto así que este martes, pasada la resaca, se citaron en la Cámara de Comercio para abordar la situación, a la reunión pidió asistir el consejero de Gobernación, Jacob Hachuel, que ha logrado apaciguar los ánimos y que el humo no degenere en fuego vivo contra el Ejecutivo. Tras la reunión satisfacción general por el compromiso del propio Hachuel de resolver la solicitudes para ampliar horarios el día 31 de modo favorable. Eso sí, el sector lo tendrá que pedir de modo oficial e individualizado antes de las 12 del mediodía de este miércoles 27 de diciembre, según ha explicado el presidente de la Cámara de Comercio, Karim Buláix tras la reunión.

“Vamos a pasar página”, ha manifestado sobre lo sucedido el 24, “y vamos a por el 31. El 31 hay unos compromisos por parte del Gobierno para agilizar y que todo el mundo pueda disfrutar del mismo modo que el año pasado se celebró el 31 y van a ser más productivos que nunca para intentar que todas las solicitudes queden respondidas. En esa línea estamos satisfechos, expectantes, porque es verdad que necesitamos un poquito que esos compromisos después se conviertan en realidad”, ha explicado Buláix.

Para poder disfrutar de eso las solicitudes deben presentarse a título individual por cada local antes del mediodía de este miércoles, pero Hachuel les ha adelantado que “hay voluntad real y según ellos sincera de que se atiendan las solicitudes, también es cierto que hay que pedirlo antes de mañana a las 12. Sí, creo que hay un compromiso claro y definido sobre un día puntual y creo que en esta ocasión no va a haber problemas”, según ha explicado Buláix.

Problemas que sí hubo el día 24, cuando la Policía Local se desplegó con celo desde por la mañana para forzar la retirada de las barras de la gran mayoría de locales que las había sacado fuera de sus establecimientos como punto extra de venta para atender al gentío que inundaba plazas y calles en sitios de concentración habitual de fiesteros.

“Aquí no ha habido más que un posible malentendido. Nosotros aquí desde hace varios años, en Ceuta, venimos disfrutando de una manera determinada y se vienen solicitando las cosas como nos piden que las solicitemos. De la noche a la mañana hay un cambio de esos que hay veces que nadie se entera, ni entendemos, y eso es lo que genera la frustración en los empresarios porque no tenemos tiempo a realizar las cosas en tiempo y forma como ellos dicen que tienen que ser. Si bien es cierto que habría que haber solicitado de forma individual cada uno de los empresarios que querían la barra el día y la hora que quería ponerlo, es cierto también que ningún otro año se ha hecho”, ha aclarado Buláix sobre la polémica de las barras.

El sector vive el compromiso para el 31 no tanto como un “éxito” y sí como “un mantenimiento del status quo. Los problemas siguen los mismos de siempre” y eso es satisfactorio después del paso atrás dado con una de las fiestas más particulares de cuantas se dan en Ceuta, la de la Tardebuena. El propio Buláix ha reconocido que hasta ahora se había sido flexible, lo que había permitido entre otras cosas que la fiesta haya ido creciendo hasta las actuales dimensiones.

Dicho por el propio Hachuel, según Buláix, “al Gobierno le gusta esa fiesta y lo ve con buenos ojos que haya un espacio lúdico y divertido para todo el mundo, pero entiende que eso tiene que realizarse de forma ordenada y realizar solicitudes con tiempo, dos meses antes, explicando qué tipo de barra y cómo se quiere. Ahora existe el compromiso directo para que el próximo año se pueda”.

Entre los problemas que siguen igual de siempre está sobre la mesa la normativa, de las más restrictivas para la hostelería del país. “La normativa está clara, lo que no está clara es la fórmula de dar cumplimiento a esa normativa”, ha insistido Buláix.

Y no sólo la normativa, el sector echa en falta también otra regulación, la que restrinja el botellón, contra el que hoy por hoy, la Policía Local no tiene armas para frenarlo, de ahí imágenes tan lamentables como la de Poblado Marinero tras la fiesta, lleno de basura dejada por los botelloneros.

“Nosotros lo que hemos exigido es, que hace pocos meses nos llevaron tanto a la Confederación de Empresarios como a nosotros, la Cámara de Comercio, a una reunión el día previo del día contra el consumo de alcohol en menores y hay un gran compromiso de todos por acabar con el consumo en menores. Ahí se habló claramente que hay unos establecimientos que no tienen un horario y que permiten y venden bebidas alcohólicas a bajo precio a menores; y hay un compromiso directo de hacer una ordenanza, de meter en la misma línea que están todos los comercios en España. Exigimos esto, pero al no haber normativa en contra del botellón no pueden actuar contra el botellón. Algo que es tan feo porque se llena de basura las calles, no hay control para evitar que los menores beban, ni evitar que los empresarios que pagan sus impuestos y su seguridad social vean que se consume prácticamente en la puerta del establecimiento sin control por parte de las autoridades”, ha manifestado Buláix.

Además de las reivindicaciones, Buláix ha agradecido el gesto de Hachuel de acudir a la reunión de forma voluntaria al enterarse de la celebración de la misma con el ánimo de dar explicaciones en nombre del Ejecutivo a los propios empresarios. Una interacción que ha gustado a la patronal.