FACTURARON 700.000 EUROS EN CEUTA Y MELILLA

Medio millar de personas trabaja en la venta directa en Ceuta y Melilla


Medio millar de personas trabaja en la venta directa en Ceuta y Melilla

La Venta Directa es una fórmula de emprendimiento plenamente asentada en Ceuta y Melilla gracias a los más de 500 profesionales que ponen rostro a este negocio en las ciudades autónomas y que a lo largo de 2016 facturaron cerca de 700000 euro, según la asociación nacional de venta directa.Por regiones, Madrid, Cataluña, Andalucía y la Comunidad Valenciana acaparan casi el 56% del volumen total de negocio.

Los sectores de mayor facturación global son, por orden: la cosmética y el cuidado personal, el wellness y los productos nutricionales, los artículos para el cuidado del hogar y la moda y los complementos, seguidos de los servicios, el menaje para el hogar, la comida y bebida y los libros y juguetes. A pesar de las cifras de negocio que se manejan en España, la Venta Directa aún tiene un amplio recorrido en nuestro país. La facturación del mercado español, superior a los 700 millones de euros, se sitúa muy alejada de los 13900 millones de países como Alemania. No obstante, existe un producto de venta directa en uno de cada cuatro hogares.

Las mujeres siguen siendo las grandes impulsoras de la Venta Directa en España según la Encuesta Sectorial 2017. De los más de 148.000 emprendedores de Venta Directa, el 73% son mujeres, contando con 44 años de edad media y aumentando su relevancia respecto al año anterior en casi diez puntos porcentuales. De hecho, de los 19240 nuevos profesionales menores de 30 años incorporados al sector de la Venta Directa el pasado ejercicio, 7 de cada 10 han sido mujeres, con una edad media de 29 años.

La posibilidad de generar ingresos con una baja inversión, las pocas barreras de acceso y el apoyo de una empresa consolidada suponen un plus para quienes desean compatibilizar esta oportunidad de negocio con otras actividades, ya pertenezcan al ámbito personal, laboral o formativo, sin dejar por ello de suponer una oportunidad económica. No en vano, un 76,4% de los profesionales elige la dedicación parcial.