IGUALDAD

CSIF alaba que padres y madres deberán tener por serlo una baja laboral de 16 semanas en 2021

CSIF alaba que padres y madres deberán tener por serlo una baja laboral de 16 semanas en 2021
Imagen de recurso.
Imagen de recurso.  

La Sección de CSIF en la Ciudad ha tildado este viernres de "gran avance" el conseguido tras la aprobación de un Real Decreto en el Consejo de Ministros que "equipara los permisos de paternidad y maternidad y los incrementa a 16 semanas en 2021".

Dicha norma, que se publicará en el transcurso de las siguientes horas, establecerá la ampliación a 8 semanas de maternidad y paternidad en 2019, a 10 semanas en 2020 y a 16 semanas en 2021.

"Este avance elimina barreras y desigualdades y progresa también en la mejora de la conciliación de las familias españolas, algo que sin duda", ha valorado la central, "junto con la eliminación de las desigualdades retributivas como hemos denunciado en múltiples ocasiones y además recientemente, se torna indiscutible e improrrogable que se aborden y solucionen de forma inminente en todos los ámbitos de forma insoslayable".

El Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto-ley de medidas urgentes para la garantía de la igualdad de trato y oportunidades en el empleo y la ocupación, cuyo objetivo es eliminar la brecha salarial y garantizar el derecho de trabajadores y trabajadoras a la conciliación y la corresponsabilidad.

Con esta equiparación se da, a juicio del Ejecutivo socialista, "un paso importante en la consecución de la igualdad real y efectiva entre hombres y mujeres y en la promoción de la conciliación de la vida personal y familiar y del principio de corresponsabilidad entre ambos progenitores, elementos ambos esenciales para el cumplimiento del principio de igualdad de trato y de oportunidades en todos los ámbitos".

Por otro lado, se establece "un nuevo marco jurídico" que "da un paso más hacia la plena igualdad". En este sentido, recoge la reforma del Estatuto de los trabajadores para reforzar la igualdad de remuneración entre hombres y mujeres, sin discriminación, y el derecho a la conciliación de la vida familiar y laboral, en línea con lo establecido en la Recomendación de 7 de marzo de 2014 de la Comisión Europea.

Se introduce así en nuestro ordenamiento el concepto de 'trabajo de igual valor', es decir, cuando la naturaleza de las funciones o tareas efectivamente encomendadas, las condiciones educativas, profesionales o de formación exigidas para su ejercicio, los factores estrictamente relacionados con su desempeño y las condiciones laborales en las que dichas actividades se llevan a cabo en realidad sean equivalentes.

El Real Decreto-ley establece que la empresa llevará un registro con los valores de los salarios, al que podrán acceder los trabajadores a través de su representación sindical o del delegado de personal.