CCOO, UGT Y CSIF

Los funcionarios del Estado esperan "más sensibilidad" del Gobierno socialista a sus reivindicaciones

Los funcionarios del Estado esperan "más sensibilidad" del Gobierno socialista a sus reivindicaciones
Imagen de la concentración de este jueves ante la Delegación.
Imagen de la concentración de este jueves ante la Delegación.  

Los delegados de UGT, CCOO y CSIF en las plantillas de la Administración General del Estado (AGE) en Ceuta se han concentrado este jueves a mediodía ante la Delegación del Gobierno para poner fin a la cadena de movilizaciones que durante el último mes ha recorrido las capitales de España para exigir "un salario mínimo de 1.200 euros" y otras reivindicaciones retributivas, así como que se cubran las vacantes (30.000 en toda España, 500 solo en Ceuta) que dejó el PP en los peores años de la crisis.

El responsable de CCOO en la AGE a nivel estatal, José Antonio Vera, ha dicho esperar del nuevo Gobierno socialista una respuesta "más sensible" que la que dio a sus peticiones el de Rajoy para no tener que seguir "elevando el tono" de las protestas.

Emilio Postigo, José Manuel Vera y Miguel Sánchez también han tomado la palabra para recordar que los recortes al funcionariado tienen un efecto directo sobre la calidad de los servicios públicos que solo ha podido compensar precisamente el sobreesfuerzo de los trabajadores con menos recursos humanos y materiales.

Los tres sindicatos, que reúnen el 90% de la representación, exigen "homologar las condiciones retributivas del personal laboral y el personal funcionario", "un incremento salarial lineal de 200 euros" y una dotación presupuestaria de 100 euros más para el establecimiento de la carrera profesional para todas las empleadas públicas y todos los empleados públicos de la Administración del Estado".

Además, denuncian que la AGE "ha sido castigada de manera especial durante los últimos años por el Gobierno para cumplir los parámetros de contención del gasto, tanto en la reposición de efectivos como en las condiciones retributivas del personal y por los recortes efectuados con la excusa de la crisis".

También reclaman el desarrollo del II Acuerdo para la mejora del empleo público con apertura de los ámbitos de negociación establecidos en el pacto para lograr avanzar en "empleo, derechos (restablecimiento del 100% de las retribuciones en situación de incapacidad temporal y la recuperación del carácter máximo de la jornada de 37,5 horas) y salario", así como "el desbloqueo del IV Convenio Único del personal laboral, que lleva más de dos años sin avances significativos, y el desarrollo del Estatuto Básico del Empleado Público".