Cómo acabar con la celulitis: 4 ejercicios clave

Cómo acabar con la celulitis: 4 ejercicios clave
Ejercicios para eliminar la celulítis
Ejercicios para eliminar la celulítis  

A través de una serie de ligeros cambios en tu rutina diaria puedes conseguir que la piel de naranja desaparezca.

 


La celulitis es algo que trae de cabeza a infinidad de mujeres. Esta enfermedad del tejido subcutáneo afecta a la inmensa mayoría de mujeres independientemente de su peso y sus condiciones físicas y sus efectos, como ya conocemos la gran mayoría, dan pie a la temida piel de naranja.

Aunque se la cite como una enfermedad de la piel, realmente no tiene un efecto perjudicial para la salud, pero sí para la estética. Modifica los contornos de determinadas partes del cuerpo y, por lo general, no suele ser del agrado de las personas que la padecen. De hecho, su eliminación se convierte en el objetivo de la mayoría de afectadas, que buscan infinidad de formas de eliminarla.

Para quien no sepa exactamente cómo nace, la celulitis se forma por problemas de circulación, combinados con la genética, la vida sedentaria y, en última instancia, la activación hormonal. Cuando la actividad física es insuficiente, sus efectos empeoran ya que el ejercicio es el que se encarga de activar el metabolismo tan necesario para que las células grasas no causen problemas.

Existen varios tipos (general, localizada, blanda, adematosa y dura); cada uno de ellos destinados a diferentes zonas y con efectos similares, pero diferentes. Su cura es algo totalmente imposible de realizar de forma espontánea (por mucho que haya tratamientos que digan lo contrario), por lo que, para conseguir eliminarla se hace totalmente necesario combinar altas dosis de paciencia, constancia y, sobre todo, un total cambio de vida en numerosos sentidos.

Una buena dieta, a poder ser baja en grasas, mezclada con una buena rutina deportiva pueden ser más que suficientes para acabar con esa celulitis en las piernas o en muslos. Hay muchos ejercicios para eliminar la celulitis que, si se combinan con rutinas completas, no solo ayudan a acabar con esta enfermedad de los tejidos, también a tonificar todo el cuerpo y, por supuesto, conseguir una mejora en la autoestima.

Aunque hay muchos métodos diferentes, aquí vamos a repasar una pequeña rutina deportiva perfecta para ir acabando con la grasa localizada en las piernas y, a su vez, con esa molesta celulitis de la parte alta. Sin embargo, cabe mencionar, antes de empezar, que todo esto puede quedar en agua de borrajas si no se combina con una dieta equilibrada. El deporte es fundamental, pero debe ir acompañado de la comida, si no, el esfuerzo será mucho más grande y prolongado en el tiempo.

Ejercicios para eliminar la celulitis

Sentadillas

Famosas por mérito propio y, a su vez, uno de los ejercicios más duros. Gracias a las sentadillas, puedes tonificar tanto glúteos como piernas, una combinación perfecta para esa celulitis tan odiada. Para realizarlas, solo tienes que ponerte de pie, con las piernas separadas a la altura de los hombros, flexionar las rodillas hasta que nuestros muslos estén paralelos al suelo y volver hacia arriba. Comenzar por 3 series de 10 repeticiones.

Extensión de piernas

Para este ejercicio necesitas un punto donde apoyar tus manos (una silla contra la pared es suficiente). Coloca ambas manos sobre el punto de apoyo estando de pie y comienza elevando una pierna hacia atrás al máximo posible, baja lentamente, flexiona la rodilla y vuelve a elevar como antes; después, baja lentamente y haz lo mismo con la otra pierna. Por lo general, comenzar con 3 series de 20 repeticiones está bien.

Elevación lateral

Aquí, lo primero es tumbarse de forma lateral (recomendable colocar una esterilla sobre el suelo o sobre una superficie firme). Comienza, por ejemplo, recostándote sobre el costado izquierdo. Ahora, eleva la pierna derecha sin flexionar la rodilla y desciende sin llegar a tocar la otra pierna. Es recomendable empezar por 4 series de 20 repeticiones y, una vez realizadas, cambiar de lado y de pierna.

Flexión al pecho

De pie, con la espalda completamente recta, flexiona la pierna izquierda y eleva la rodilla hasta el pecho. Desciende y repite con la derecha recordando siempre que son la pierna y la rodilla la que deben subir hasta llegar a la altura indicada, si desciendes tu pecho aunque sea ligeramente, la ejecución es incorrecta. De nuevo, 4 series de 20 repeticiones con cada pierna son más que suficientes para empezar.

Introduce estos 4 ejercicios en una rutina semanal y poco a poco verás resultados. Si quieres olvidarte de la celulitis lo mejor es hacer un cambio en tu forma de vida, intentar dejar al lado al máximo el sedentarismo y buscar tiempo siempre para hacer algo de deporte, además de estudiar y valorar mejor lo que comes. Ya no solo por estética, sino por tu salud en general. Todo esto puede ser de gran beneficio para tu organismo.