El Gobierno espera que la ayuda para los ausentes en el barco esté operativa a finales de julio


El Gobierno espera que la ayuda para los ausentes en el barco esté operativa a finales de julio

- La Ciudad aún no ha trasladado ninguna de sus medidas previstas a las navieras

- Tanto Delegación como Ciudad ven viable económica y jurídicamente obligar a quien explote el contrato de Servicio Público a dar una rotación diaria a bajo precio

- El Gobierno considerará ausentes también a quienes hicieran la Mili aquí

Después de haber fallado con el cheque regalo en Semana Santa, el presidente de la Ciudad, Juan Vivas, no se ha amilanado y espera que la llamada ayuda para los ausentes para subvencionar un porcentaje del billete de barco “esté operativa antes de que finalice julio”. Según ha explicado este lunes el presidente, las bases de la propuesta están redactadas y sólo falta el informe de Intervención y de los Servicios Jurídicos para con ello poder plantearlo en el Consejo de Gobierno, de esta misma semana o la próxima.

Para Vivas la medida “responde a una demanda a la que tenemos que ser sensibles. La de los ceutíes de corazón que no residen en Ceuta y desean visitar Ceuta para mantener los vínculos afectivos y sentimentales que les unen a la ciudad”.

Esa ayuda pensada como una subvención municipal a un tanto por ciento del precio del pasaje estaría destinada a familiares de residentes en la ciudad, nacidos en Ceuta que no residan ya aquí e incluso para quienes puedan acreditar que hicieron la Mili en Ceuta.

Rotación a bajo precio

En paralelo a esta iniciativa, el Gobierno local de la mano con la Delegación del Gobierno siguen buscando la forma de lograr un abaratamiento generalizado del precio del billete de barco. Ambas administraciones han venido realizando “un trabajo concienzudo”, según Vivas, para encontrar el entronque jurídico y legal a la medida que reduzca el coste mediante la racionalización de los servicios.

Y todo parece indicar que será mediante la inclusión en el contrato de servicio público de una nueva obligación para la naviera prestataria “establecer en una de las rotaciones un precio asequible para todo el mundo, tanto para los residentes como para los no residentes”, ha explicado Vivas.

Vivas cree que esa medida es “sensata” tanto desde el punto de vista jurídico, que parece viable, como desde el económico, saldrían los números. Pero como se trata de un “asunto complejo”, el presidente ha advertido que darán voz a un nutrido grupo de expertos para que validen el planteamiento que ya tienen trazado Delegación y Ciudad.

Nuevos paquetes turísticos

Para completar el círculo y siempre pensando en el despegue del turismo, el presidente ha anunciado este lunes que van a abordar la puesta en marcha de nuevos paquetes turísticos que incluyan ese precio “asequible” del barco y nuevos servicios al turista en la ciudad. Para ello van a reunirse con las agencias de viajes, con los hosteleros y con todos los que de un modo u otro puedan contribuir a mejorar el destino Ceuta.

Navieras sin conocimiento

Vivas ha reconocido que nada de esto se lo han trasladado aún a las navieras, nudo gordiano del problema, pero ha repetido que “contaremos con la opinión de los expertos y las navieras tendrán su debida audiencia”. Y no sólo, el presidente está dispuesto a mantener las iniciativas en el trámite de exposición pública para todo aquel que considere que tiene algo que decir o que aportar lo pueda hacer.