CONFLICTO SOCIAL

La patronal presiona al PP y anuncia un “comité de bienvenida” al ministro de Justicia por el caos en el Tarajal

La patronal presiona al PP y anuncia un “comité de bienvenida” al ministro de Justicia por el caos en el Tarajal
Colpaso al otro lado del Tarajal./archivo
Colpaso al otro lado del Tarajal./archivo  

“Muchas empresas van a aprovechar para cerrar por inventario” el día 29 de mayo, coincidiendo con la visita del ministro de Justicia, Rafael Catalá, a Ceuta, con el ánimo de acudir a saludarle, lo explica así el vicepresidente de la Confederación de Empresarios y presidente del Centro Comercial Abierto de Ceuta, Ernesto Valero, uno de los que parece dispuesto a secundar un escrito, manifiesto, que la propia Confederación ha rebotado a sus asociados. Según Valero el manifiesto surge de forma “súbita” y tiene como impulsores del mismo a “empresas fuertes”, como el Grupo Bentolila, Carrefour, Javier Gatón, Mi Recambio, o el propio presidente del Tarajal I.

El manifiesto, al que ha tenido acceso Ceutaldia.com está abierto a ser suscrito por cuántos empresarios y trabajadores lo consideren apropiado. El texto termina anunciando a las autoridades “la creación de un Comité de Bienvenida, previo cierre de todos nuestros establecimientos y acompañados de todos nuestros empleados y familiares. Estamos seguros de que el Sr. Ministro estará encantado de oírlas, antes de posar con los políticos locales”.

La movilización se anuncia en un manifiesto cargado de connotaciones políticas que llega ante una situación de caos mantenido en el tiempo que está pasando factura a las cajas de los comercios en el Tarajal y en el centro, pero que además irrumpe en escena en medio de constantes rumores sobre el posible salto a la política de una plataforma de empresarios descontentos con la gestión de Vivas.

Antes de llegar al anuncio de movilización, el manifiesto plantea una serie de medidas a adoptar con carácter urgente para tratar de poner orden al caos fronterizo, un colapso que parece ahogar a la economía local al tiempo que desabastece la ciudad vecina de Castillejos. “Hoy me ha visitado un amigo de Marruecos y ha estado 10 horas en la aduana. Me ha llamado otro amigo de Castillejos diciéndome que no hay zumos ni galletas en las tiendas, justo ahora que viene el Ramadán y que tienen un verdadero problema. Y hemos sabido por la Confederación que una multinacional de las ya instaladas a la vista de los resultados de las últimas semanas va a despedir a 4 personas”, ha explicado otro empresario dispuesto a hacer inventario el día 29, Jorge Campos. Al parecer, no hay que ir hasta Venezuela para encontrar desabastecimiento provocado por la falta de diligencia política en la gestión.

El manifiesto rebotado por la Confederación de Empresarios a sus asociados y nacido de la iniciativa de varias empresas a título particular pide:

Controlar “la importación de bultos a valores muy inferiores a los de mercado por empresas que ni invierte en Ceuta ni generan puestos de trabajo en esta ciudad. Aspecto éste conocido, sobradamente, por la Administración”.

En la misma línea, más control sobre “las sociedades fantasmas’ de propietarios extranjeros que, sin empleados, sin ningún tipo de obligaciones, sin generar ningún puesto gasto en la ciudad y utilizando falsos domicilios, están realizando importaciones libremente, dañando profundamente los legítimos intereses de las empresas locales legalmente establecidas”.

Abrir de forma permanente los 6 carriles disponibles en la parte española del Tarajal y la propia verja fronteriza en el acceso rodado a la frontera, para que al menos los vehículos la puedan transitar de dos en dos y no de uno en uno como sucede ahora. Al tiempo que, obvio, se dota el personal suficiente para mantener ese operativo.

Reabrir el paso de Benzú, una medida que Caballas ya ha propuesto al Pleno de la Asamblea como medida aliviadora de la presión en el Tarajal y que encontró el rechazo en bloque del PP.

“Se amplie el horario de acceso a nuestra ciudad haciéndolo coincidir con los horarios comerciales y de ocio, de sobra conocidos por la Administración”.

“Que por parte de la Ciudad Autónoma y Delegación del Gobierno se exija al Ministerio de Asuntos Exteriores y a la Unión Europea llame la atención a Marruecos sobre la situación de continuo conflicto que está generando el paso fronterizo del Tarajal”.

“Se deje de culpar al Plan de Seguridad de los Polígonos como único problema de la Frontera”

Y un último punto, en el que la patronal cruza la línea de pura reivindicación empresarial para entrar en política y chocar de frente con los gobiernos del Partido Popular, el de Rajoy y el de Vivas, al exigir que “se atiendan estas reivindicaciones con la misma rapidez y diligencia que la Administración ha demostrado con:

a. Las revindicaciones de la Comunidad Autónoma Vasca en materia presupuestaria.

b. Las reivindicaciones de los usuarios del aeropuerto del Prat de Barcelona que han estado tres o cuatro días soportando ‘larguísimas’ esperas de cuarenta minutos antes de embarcar.

c. Las reivindicaciones de la Comunidad Autónoma Canaria, también en materia presupuetaria.

d El control de los MENA’s en el Centro de la Ciudad de Ceuta.

e. Y el largo etcétera de reivindicaciones que la Administración atiende cuando se trata de conseguir algún voto”.

A esta lista de solicitudes llega la patronal no sin antes haber intentado la negociación con las autoridades, y así lo hace constar en el propio escrito en el que califica, además, de “desesperada” la situación que “viven los distintos sectores productivos de la Ciudad”.

Y recuerdan además que los posible conflictos que están manteniendo bloqueada la frontera un día sí y otro también no tienen su origen en los negocios legales y “generadores de empleo e inversión”, los que esperan que se sumen a firmar el manifiesto y al Comité de Bienvenida al ministro.

“Que lejos de recibir soluciones por parte de la Administración, cada día nos encontramos con nuevas medidas que hacen prácticamente imposible acceder o salir de nuestra ciudad por carretera, lo que está llevando a la asfixia económica de las empresas”, apunta el manifestó.

Y otro recordatorio cargado de contenido político y censura, en este caso, para el Gobierno local: “Que mientras que la Ciudad Autónoma es compensada por el Gobierno con las pérdidas de ingresos por IPSI producidos por esta lamentable situación, las empresas deben afrontar sus propias pérdidas sin ayuda de nadie”.

Otro empresario consultado por Ceutaldia.com ha apuntado en esa misma línea, dando a entender que en la compensación reside parte del pasotismo de la administración para resolver el conflicto generado en la frontera.

El manifestó surge después de varias iniciativas previas. El surgimiento de una nueva asociación de comerciantes de los polígonos del Tarajal (todos legalizados) al amparo de la Confederación de Empresarios y varias reuniones de la patronal con los propios empresarios del Tarajal, una conociendo sobre el terreno sus circunstancias y la otra en la sede de la Cámara de Comercio, según ha explicado el propio Campos, a la que acudió un abogado experto en el tema que ya ha operado en Melilla en el mismo sentido y que recomendó generar una plataforma reivindicativa con capacidad de elevar el problema más allá de las fronteras administrativas de la Ciudad Autónoma, “porque aquí no hay interés en arreglar nada”, ha apostillado Campos.

El propio Campos aconsejó a su plantilla el pasado fin de semana suscribir la iniciativa “si detrás no había ningún interés político o sindical”. “Yo llevo muchísimo tiempo en esto y nunca había vivido nada parecido”, ha apostillado.

Campos también ha señalado que existe intención en contactar con el representante de Ceuta en el Congreso de los Diputados, Juan Bravo, para exponerle el problema y las reivindicaciones, “un hombre digno y honrado, que nos representa en Madrid al que se va a llamar para que nos oiga”, ha resaltado Campos.

Este empresario coincide en señalar que serán además los empleados los que más pueden acabar pagando el problema, como demuestra el despido anunciado por una de las multinacionales de 4 personas al bajar los resultados.